Publicidad
14 Apr 2022 - 7:07 p. m.

Evite intoxicarse con pescado esta semana santa: algunos “tips” para comprarlo

Durante estos días el consumo de pescado incrementa en Colombia. Estas son algunas recomendaciones para comprarlo e ingerirlo.
Verifique siempre que el pescado se haya conservado en la cadena de frío. EFE/ Isaac Esquivel
Verifique siempre que el pescado se haya conservado en la cadena de frío. EFE/ Isaac Esquivel
Foto: EFE - Isaac Esquivel

Es usual que durante la semana santa se incremente el consumo de pescado en Colombia. Con frecuencia, en los supermercados y en las plazas se ofrecen diferentes productos como reemplazo de las carnes rojas. Pero no siempre suelen ser artículos frescos y pueden causar serios problemas de salud. (Lea Invima alerta venta ilegal de este potenciador sexual)

Por eso, es indispensable que al momento de comprar tenga en cuenta algunas recomendaciones básicas que pueden ayudarle a evitar una intoxicación.

Como explica el Ministerio de Salud, lo primero que debe tener en cuenta al adquirir algún pescado es el lugar donde lo compra. Debe hacerlo en sitios reconocidos que tengan todo lo necesario para conservar estos alimentos refrigerados o congelados. En la medida de lo posible, hay que evitar comprarlos en la calle.

Así mismo, hay que fijarse con detalle en su apariencia. No deben oler mal ni tener un color diferente al habitual. Su textura también debe ser la usual.

Otro punto importante es evitar “comprar alimentos que presenten escarcha o cristales de hielo en su superficie, ya que pueden haber estado almacenados por mucho tiempo o perdieron cadena de frío”.

Luego de adquirir pescado, se debe refrigerar inmediatamente  para que mantengan esa cadena de frío. Cuando los vaya a descongelar, recuerde hacerlo en la nevera y no a “temperatura ambiente”. Use siempre agua potable y lávese bien las manos antes de manipular cualquier comida.

Tips para adquirir un pescado fresco

Según el Ministerio de Salud, un pescado fresco debe tener las siguientes características:

  1. El pescado seco debe tener un color amarillo uniforme, sin manchas rojizas o verdosas ni olor a amoníaco y envasado para evitar su contaminación.
  2. La carne interior y la superficie de los mariscos deben estar húmedas, suaves y ligeramente firmes sin manchas negras, ni sensación pegajosa al tacto y su olor debe ser característico. El camarón debe mantener la cabeza y patas firmes al cuerpo, sin presentar anillos negros o grisáceos en la superficie del cuerpo.
  3. Productos de la pesca que tienen caparazón (como la langosta, la jaiba y el camarón) deben ser duros y flexibles al tacto. Las tenazas del cangrejo, jaiba y langosta deben regresar a su posición original al estirarlas. Las almejas, deben tener la concha completa y bien cerrada.
  4. Los productos enlatados no deben presentar hendiduras, abombamientos, ni óxido. Al abrir la lata no deben desprenderse gases ni olores extraños, ni observarse manchas en el producto ni en la parte interior del envase.

Lea las últimas noticias sobre salud en El Espectador..

Síguenos en Google Noticias