Por el veto comercial de Estados Unidos

Despliegue de la red 5G podría encarecerse en Colombia por lío con Huawei

La 5G es conocida como la próxima revolución que llega al mundo de las telecomunicaciones. Su impacto se concentra, principalmente, en reducir los tiempos de descarga y latencia. Por ejemplo, una película HD que se demora en descargar seis minutos con 4G, bajará en seis segundos con la implementación de 5G.

Huawei asegura que esta restricción no frenará su desarrollo de redes 5G./ Getty Images

Su principal impacto, según la vicepresidenta de marketing y comunicaciones de Ericsson para el norte de América Latina, Catalina Irurita, será potenciar la comunicación entre objetos, como sensores ubicados en el campo que miden la humedad del entorno y así ayudan al agricultor a mejorar el riego para conseguir mejores cosechas.

Ejemplos como el anterior hacen parte de lo que se denomina industria 4.0: tecnologías altamente dependientes de la red 5G, lo cual busca alcanzar el Gobierno por medio de su Plan de Desarrollo. Sin embargo, el despliegue de esta red en Colombia podría verse amenazado por el conflicto comercial que atraviesa la empresa tecnológica Huawei con el gobierno de los Estados Unidos.

Lea también: Las posibles implicaciones de la ruptura entre Google y Huawei

Esta compañía china fue incluida recientemente en lista de empresas y personas a las que se les prohíbe el acceso a tecnología estadounidense por considerarlas una amenaza para la seguridad nacional. Esto, debido a acusaciones de que Huawei busca adelantar acciones de espionaje por medio de sus tecnologías, aunque aún no se conocen pruebas del señalamiento.

“Los movimientos contra el campeón nacional de China pueden tener consecuencias devastadoras para el resto del mundo. Bloquear la venta a Huawei de componentes críticos como los semiconductores podría paralizar su operación, deprimir los negocios de los gigantes de chips estadounidenses como Qualcomm Inc. y Micron Technology Inc. y retrasar el despliegue de las redes inalámbricas 5G críticas en todo el mundo”, reportó Bloomberg luego de la suspensión de los negocios entre Google y Huawei.

Le puede interesar: ¿Vale la pena comprar un celular 5G en un país como Colombia?

La compañía china, según información de la Agencia EFE, asegura que las restricciones establecidas en su contra no afectarán el despliegue de la tecnología 5G en la que, aseguran, llevan de dos a tres años de ventaja ante la competencia. “Podemos hacer chips tan buenos como los que hacen las compañías estadounidenses, aunque eso no significa que no compraremos chips de ellos”, aseguró el presidente de Huawei, Ren Zhengfei, al referirse sobre el eventual caso en el que el veto les impida adquirir tecnología de ese origen para el desarrollo de este objetivo empresarial.

Para Gustavo Ramírez, profesor del Departamento de Electrónica de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Javeriana, esto podría significar una afectación para Colombia, ya que Estados Unidos podría pedir a sus aliados que prohíban la adopción de tecnologías de Huawei en su infraestructura de telecomunicaciones.

El académico explica que el atractivo de Huawei para Colombia no solo se concentra en que es líder en número de patentes 5G, sino que además es el proveedor que cobra más barato el despliegue de esta tecnología en el país.

Parte de sus preocupaciones tienen que ver con que se planea que el despliegue de la red 5G se haga sobre la infraestructura actual, pero mucha de esta está basada en Huawei. Lo anterior genera incertidumbre sobre si se tendrá que desmontar esa tecnología para integrar una de otros competidores y, si es así, cuánto podría costar. 

Le sugerimos leer: Hongmeng sería el nombre del nuevo sistema operativo de Huawei

Pero Huawei no es el único participante que podría ayudar a Colombia en este despliegue. Existen otros competidores, como Ericsson, que ha hecho pruebas de acceso a esta red con Telefónica, y Nokia, que ha realizado lo mismo con Claro.

“Si se mira la competitividad que tiene Huawei en sus costos, uno podría darse cuenta de que es alta. Con su salida quedarían solo dos participantes que podrían aumentar los costos”, señala Ramírez, y agrega que esto retrasaría el despliegue de las redes 5G en el país.

Por su parte, Irurita asegura que Ericsson también puede ofrecer costos atractivos a los operadores, ya que desde el 2015 ha distribuido antenas que soportan 5G, por lo que los clientes que vienen con esa infraestructura y quieran comenzar su despliegue solo necesitarían hacer un cambio de software.