25 Jan 2011 - 11:56 p. m.

Budapest, hermosa e histórica

La capital húngara es sinónimo de belleza, tradición y magnificencia por sus imponentes construcciones y folclor. Un recorrido para descubrir los encantos de 'La Perla del Danubio'.

Alejandra Vanegas Cabrera/Budapest, Hungría

La vista nocturna que desde la orilla del Danubio se tiene del Monte Gellért, en donde se encuentran el majestuoso Castillo de Buda, la Estatua de la Libertad y el Bastión de los Pescadores, es sin duda una de las más bellas del mundo, pues miles de luces destacan cada detalle de estas sublimes edificaciones que se convirtieron en símbolos de una de las más hermosas capitales europeas.

Esta ciudad ofrece miles de posibilidades de diversión y descanso para todos los gustos, pues allí se puede hacer turismo cultural, histórico, religioso, de compras y de naturaleza, además es posible disfrutar de una excelente y variada gastronomía en la que predominan las comidas sazonadas con la tradicional páprika y en la que el plato principal es el conocido gulyás o gulasch.

Budapest consta de dos partes que hace más de cien años eran dos ciudades independientes: Buda, en la región occidental, ubicada en las colinas, y Pest, que está sobre la planicie al lado oriental del Danubio. Éstas se unificaron en 1873 debido a una ley que ordenó la unión de las dos anteriores con Óbuda (parte más antigua de Buda).

Caminar por la capital húngara significa respirar y revivir miles de leyendas que ocurrieron hace cientos de años, pues cada uno de sus edificios, castillos, iglesias, calles, avenidas y museos guardan un estilo único que logra cautivar a sus visitantes.

Para recorrerla es recomendable hacer un itinerario, pues muchos atractivos quedan en puntos diferentes de la ciudad. Los siguientes son algunos de los más bellos lugares de la capital:

Belgrád Rakpart,malecón del río Danubio

El paseo por las orillas de uno de los ríos más grandes de Europa es de los planes obligados en Budapest, ya que a lo largo de un malecón, junto al Danubio, se puede apreciar un hermoso paisaje de algunos de los puntos más bellos de la ciudad, en donde además hay una amplia gama de restaurantes y cafés.

Este recorrido comienza en el Mercado Central de Budapest, donde encontrará diferentes productos tradicionales, como manteles, huevos de madera pintados, muñecas, porcelanas y otros adornos que podrá llevar como recuerdo. Aquí también es posible degustar comidas típicas del país, como las palacsintas, los crepés rellenos de chocolate o túro, una especie de queso sin sal.

Después de salir del mercado se encontrará con el puente Erzsébet, una estructura de color blanco, reinaugurada en 1964 después de que los alemanes la destruyeran en 1945. Unos kilómetros más adelante, por el mismo paseo, está el Puente de la Libertad, que está labrado en hierro y tiene una excelente vista a la estatua que lleva su mismo nombre, la cual fue erigida cuando los húngaros se emanciparon del dominio nazi.

Si continúa recorriendo el malecón se topará luego con el Puente de las Cadenas o Széchenyi, que es el más antiguo de Budapest y el más conocido de todo el Danubio por su particular belleza y exquisitos detalles. Durante el recorrido siempre tendrá como paisaje, a la otra orilla del Danubio, el Castillo de Buda, construido con estilo Barroco durante el siglo XIV. Este fue el hogar de reyes como Luis Primero de Hungría, Matías Corvino, María Teresa Primera de Austria y Francisco José Primero.

El panorama lo compone el Bastión de los Pescadores, una terraza de estilo Neogótico y Neorrománico edificada en 1902. Este monumento, que cuenta con siete torres, las cuales representan las siete tribus que se establecieron en el país en el año 896, recibió el nombre debido a que un grupo de pescadores fue el responsable de defender las murallas de la ciudad en la Edad Media.

El Parlamento

Por su belleza, imponencia y ubicación a las orillas del Danubio, se ha convertido en uno de los edificios más conocidos de la capital. Fue construido entre 1885 y 1904 para ser el centro de la legislatura del país. Consta de 691 habitaciones y tiene 268 metros de longitud y 118 de anchura.

Para conocerlo puede tomar una visita guiada, para la cual debe conseguir un tiquete. Los lugares más atractivos de la edificación son la Sala de la Cúpula, donde se exponen varias estatuas de los reyes de Hungría y algunas de sus pertenencias, entre las que se destaca la corona. También está la antigua Cámara Alta, que hoy sólo es usada con fines turísticos, y en el ala sur está su hermana, la Sala del Consejo de los Diputados.

Calle Váci

Si desea hacer compras, apreciar la magnificencia de las antiguas edificaciones, visitar algunas bellas plazas o degustar lo mejor de la gastronomía húngara, puede ir a esta calle peatonal en la que se encuentran los almacenes, bares y restaurantes más selectos de la ciudad.

La calle Váci está dividida en dos partes, una antigua situada al sur del Puente Erzsébet y otra más nueva ubicada al norte del puente hasta la Plaza Vörösmarty, una de las más bonitas de la capital, pues está rodeada de un parque y a uno de sus costados aloja el tradicional café Gerbaud, cuya pastelería es famosa hace más de 145 años. En el lado moderno de la calle están las tiendas lujosas, mientras en la parte antigua hay varios restaurantes y cafeterías.

Plaza de los Héroes

Es una de las más importantes de Budapest y forma parte de los monumentos de la ciudad, que son Patrimonio de la Humanidad. A sus costados están el Palacio de Arte y el Museo de Bellas Artes, en los que Picasso, Van Gogh y Monet expusieron sus obras. En el centro de la plaza se alza el Memorial del Milenio o Monumento Milenario, un conjunto de estatuas de los líderes de las siete tribus magiares que fundaron Hungría en el siglo IX, así como otras personalidades de la historia húngara.

Detrás de la plaza se encuentra el parque Városliget, donde hay varios lugares de interés como el zoológico, un pequeño parque de atracciones y el castillo de Vajdahunyad, copia de un castillo de Transilvania (Rumania), que alberga el Museo de Agricultura.

Allí visite el Balneario Széchenyi, uno de los termales más grandes de Europa, que cuenta con 15 piscinas, 3 grandes al aire libre y 12 pequeñas en el interior. También encontrará varios saunas y salas de masajes.

¿Cómo llegar?

Existen varias alternativas para ir a la capital húngara desde Bogotá y el precio dependerá del número de escalas y de las aerolíneas; por otro lado, el tiempo de vuelo por trayecto es de 20 horas en promedio.

Los pasajes tienen un costo de entre $3’000.000 y $3’500.000, y las opciones para viajar son las siguientes: con la aerolínea Iberia se hace escala en Madrid. Por Lufthansa se realiza parada en Fráncfort. Y con Air France se hace escala en París.

Hoteles

La mejor opción es hospedarse cerca del río Danubio, ya que en esta zona están ubicados la mayoría de los atractivos turísticos, tiendas, restaurantes y bares, además de contar con diversas formas para movilizarse.

En este lugar encontrará hoteles de diferentes precios:

Mercure Budapest City Center: de cuatro estrellas, es el único que se sitúa en la calle Váci. Tiene un restaurante y una cafetería frecuentados aun por turistas que no se alojan en el hotel.

Hotel Pilvax: de tres estrellas, tiene un ambiente familiar y en uno de los restaurantes hay vitrinas en las que se aprecian reliquias de la revolución de los jóvenes de marzo, ocurrida en 1848.

Budapest Marriott Hotel: ubicado en el centro de la ciudad, por lo tanto, tiene una excelente vista del Castillo de Buda. Ofrece alojamiento de lujo con servicios como sauna, baño turco y bañera de hidromasaje.

Radisson Blu Beke Hotel: situado cerca de la ópera y la basílica de San Esteban. Dispone de piscina cubierta, sauna y gimnasio.

¿Por qué ir?

Visitar la capital húngara durante esta época del año es un excelente plan, pues la nieve cubre los monumentales paisajes. Allí existen pistas de hielo para divertirse con los niños y ya caída la tarde el frío del invierno lo invitará a acudir a los bellos centros termales. Sin duda, esta ciudad se convierte en un escenario perfecto y romántico para las parejas y para aquellas familias que prefieren los programas culturales.

Temas relacionados

Hungría
Comparte: