6 Mar 2015 - 2:28 a. m.

Colombia estrena calculadora de carbono

¿Es mejor apostarle a la energía eólica costa adentro o a la solar y la geotérmica? ¿Es mejor reducir el consumo de carne o invertir en sistemas silvopastoriles? ¿Qué tanta tierra se debe dedicar a la producción de biocombustibles? ¿Resulta más eficiente hacer una transformación tecnológica en el transporte de pasajeros o de carga?

Pablo Correa

Como suele suceder en el fútbol, donde cada uno se siente director técnico y cree conocer la mejor estrategia para su equipo, en la lucha contra el cambio climático existen tantas opiniones sobre lo que se debe hacer como personas. Con la idea de ayudar a definir con más precisión esas políticas y estrategias para que Colombia tenga una economía baja en carbono, ayer se presentó la calculadora nacional de carbono. La herramienta debe hacer más fácil el trabajo de imaginar el futuro que queremos para el país.

La calculadora colombiana es una versión adaptada a la realidad del país de la calculadora nacional de carbono construida por los británicos. La Embajada Británica en Colombia, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo y el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible unieron esfuerzos para su construcción.

Elaborada sobre una matriz de Excel, pero con un diseño amigable, la calculadora permite a los usuarios jugar con distintos escenarios, metas y estrategias para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero que genera la economía colombiana. El país, como lo explicó Carlos García, de la Unidad de Planeación Minero-Energética, genera cada año alrededor de 150 millones de toneladas de gases de efecto invernadero, la mitad de ellos relacionados con el uso del suelo y el sector agropecuario.

El embajador británico, Lindsay Croisdale-Appleby, resaltó que una calculadora como esta ha sido usada en los debates políticos de su país para llegar a acuerdos colectivos sobre el crecimiento de la economía verde.

Por su parte, el representante residente del PNUD, Fabrizio Hochschild, recordó que este año podría firmarse en París un nuevo acuerdo sobre cambio climático que redefiniría los modelos económicos futuros, y que para evitar un aumento por encima de 2 grados en la temperatura del planeta se requiere bajar a dos toneladas de CO2 las emisiones por persona. Hoy el promedio mundial es cerca de 7 toneladas y el de Colombia ronda las 4,8 toneladas. “Esperamos que la calculadora ayude con argumentos cuantitativos a tomar decisiones”, apuntó Hochschild.

El ministro Gabriel Vallejo explicó que la calculadora debe ayudar a todos los ministerios, desde el de Agricultura al de Transporte, a enfocar sus estrategias en la reducción de emisiones. Rodrigo Suárez, director de cambio climático del Ministerio de Ambiente, aclaró que la herramienta no tiene en cuenta los costos económicos ni los impactos sociales de las distintas estrategias, pero que la idea es ir fortaleciéndola con nuevos datos.

Consulte en este link la calculadora de carbono: http://calculadoracolombia2050.com/.

Comparte:
X