9 Aug 2018 - 2:00 a. m.

El primer fondo de agua para proteger manglares

Un nuevo proyecto, liderado por The Nature Conservancy, quiere cambiar la vida de los pueblos que ven pasar el agua potable de Cartagena y al mismo tiempo sufren de sed. Sin embargo, falta compromiso para hacerlo realidad.

Maria Paula Rubiano

Bocacerrada se cansó, titularon los medios. Y no es para menos. El pueblo se cae a pedazos: la iglesia no tiene techo, ni sillas, y el centro de salud es una casa vacía. El colegio, pintado de azul, tiene cuatro salones, pero sólo hay tableros y pupitres en uno de ellos, y un computador dañado sólo sirve para probarles a los niños que hay otro mundo allá afuera, donde hay electricidad y no hace falta la leña. El agua salada del Caribe ahoga las bases de las casas de octubre a diciembre, y a punta de salitre pela la pintura de las casas de los 565 pescadores.

No hay agua potable, ni sistema de alcantarillado. Justo detrás del pueblo, un espeso bosque de mangle los separa de un ecosistema prístino, el Santuario de Flora y Fauna El Corchal, de donde se saca el agua potable para Cartagena.

En 2012, la organización The Nature Conservancy (TNC) empezó a buscar aliados...

Este artículo hace parte de Blog El Río, nuestra plataforma sobre el agua y sus problemáticas. Para leer el resto de la historia, lo invitamos a visitar el enlace a continuación:

 

Comparte:
X