13 Dec 2018 - 9:52 p. m.

En Cali, un árbol creció sobre un poste de luz. Lo talaron. Esta es su historia

El Departamento de Atención de Desastres de Cali acaba de talar un árbol ubicado en un curioso lugar: sobre un poste de luz.

Redacción Vivir

Héctor Jaime Betancourt se varó en carrera quinta con calle 25, en Cali, en la primera semana de diciembre. En medio de sus desesperación miró hacia arrIba y vio cómo, de uno de los postes de cemento, nacía un árbol. El descubrimiento lo dejó tan asombrado que decidió llamar al periodista del diario Q’uibo Cali, Giovanny Gutiérrez, para que hiciera una historia.

“El árbol del cielo” se llevó la primera plana, contraportada e historia central de una de las ediciones del popular periódico. Pero la historia del curioso ejemplar acaba de terminar, pues el Departamento Administrativo de Gestión Ambiental (Dagma) de la ciudad decidió que la estabilidad del árbol era tan poca que no podría resistir un aguacero fuerte.

Para la publicación del artículo, el periodista Giovanny Gutierrez puso en conocimiento del Dagma la situación del árbol. De inmediato, la entidad empezó a hacer la evaluación técnica del ejemplar.

Descubrieron que, contrario a las observaciones de Héctor Jaime Betancourt, quien aseguraba se trataba de un caucho, el árbol de dos metros de alto era un Ficus de la variedad ‘dendrosida’, una especie introducida al país hace ya varios años.

La especie y el género explicó por qué el ejemplar tuvo la obstinación de crecer trepado en el poste. Una de las características principales de esta especies, es que tiene raíces que crecen en todas las direcciones y de forma acelerada. Buscan de dónde beber a través de aceras, tubos, cañerías y, en este caso, postes de luz. “Por eso el traslado era imposible. Tendríamos que haber rajado el tubo”, le dijo a El País de Cali Cali Miguel Fernando Vásquez, ingeniero de la dirección de Flora del Dagma. 

“Es muy quebradizo. Puede darse en cualquier parte, por lo que también puede partirse muy fácil, entonces dependiendo de donde crezca se vuelve un riesgo”, explicó Vásquez. 

Por eso, y porque entre más creciera el árbol mayores eran las posibilidades de que se desplomara, el Dagma tomó la determinación de cortarlo. La teoría que tiene esa entidad para el curioso fenómeno es que tal vez dentro del árbol quedó un poco de tierra, y que en un vuelo un pájaro depositó allí una semilla. La lluvia y el sol hicieron el resto.

Sin embargo, pegado a la unta del poste quedó un muñón del árbol, bautizado por los medios caleños como “el árbol que nació en el cielo”. Ese muñón podría ser el inicio de una nueva vida. 

Temas relacionados

árboles curiosos
Comparte:
X