21 Dec 2018 - 2:43 p. m.

Estados Unidos podría tomar medidas económicas contra Perú por la deforestación

Donald Trump dijo que analizaba tomar medidas contra Perú por la deforestación de la Amazonía. Según el New York Times, esta sería la primera vez que Estados Unidos sanciona a un socio comercial por crímenes ambientales.

- Redacción Vivir

La selva amazónica de Madre de Dios, en Perú, es considerado el parche más grande de deforestación de todo el bioma amazónico. Es decir que entre los nueve países que comparten este ecosistema, Perú ha sido el más negligente para protegerla.

En un anuncio sorpresivo, el gobierno del presidente de Estados Unidos, Donald Trump dijo que analizaba tomar medidas contra Perú por la deforestación de la Amazonía. Según el New York Times, esta sería la primera vez que Estados Unidos sanciona a un socio comercial por crímenes ambientales.

Según el medio estadounidense, Robert Lighthizer, representante comercial de Estados Unidos, está considerando desafiar la decisión de Perú de desmantelar un organismo creado para detener la tala ilegal de árboles en la selva amazónica como parte del Acuerdo de Promoción Comercial PERÚ-EE.UU. de 2007.

Incluso, se dice que el país norteamericano podría convocar a un tribunal para una fecha próxima (que hasta podría ser hoy mismo) para que decida sobre el caso.

El gobierno Trump no se ha destacado por su compromiso ambiental, y la medida contra Perú no es necesariamente una jugada ambientalista. La decisión de posiblemente sancionar a Perú tiene que ver con el Tratado comercial entre México, Estados Unidos y Cánada (T-MEC) que será analizado por el recién electo Congreso estadounidense (que tiene una mayoría demócrata).

Los tres países firmaron este año una versión 2.0 de lo que se conoció como “el tratado de libre comercio más grande de la historia”  hace 28 años. Aunque gracias a este acuerdo el comercio entre los tres países se cuatruplicó (entre 1993 y 2015), para 2016, el entonces nominado a la presidencia, Donald Trump, dijo que Estados Unidos se saldría del acuerdo si no era modernizado.

El acuerdo forestal y otros estándares ambientales y laborales entraron en 2007 al acuerdo. 2 El Anexo Forestal de Perú fue considerado un modelo para un nuevo sistema de inspección que podría incluir la confiscación en la frontera de bienes considerados como violatorios del tratado, y la presentación de acciones judiciales en contra de compañías que importan productos que no cumplen con las especificaciones”, explica el New York Times.

Para que entre en vigencia, el nuevo acuerdo comercial debe ser aprobado por el congreso de ese país. Según lo que cuenta el diario estadounidense, los demócratas cuestionan si el acuerdo tiene la suficiente fuerza para obligar a México a elevar los salarios de los trabajadores de la industria automotora. En respuesta, Trump quiere demostrar que quien tiene la fuerza de aplicación es su gobierno, y Perú sería una especie de vía para demostrar que estaría dispuesto a tomar las medidas necesarias para que el nuevo tratado sea cumplido al máximo nivel.

Por otro lado, miembros demócratas del Comité de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes enviaron una carta al Lizlighter: “Solicitamos que el representante comercial de Estados Unidos continúe insistiendo en que esta decisión descarada y de mala fe sea revertida formalmente para finales de esta semana. Y si no, entonces exhortamos al representante comercial que tome medidas inmediatas para hacer cumplir el acuerdo existente con Perú mediante las vías apropiadas”. Si el funcionario comercial de Estaos Unidos presenta una queja contra Perú y la justicia estadounidense le da la razón, Perú tendría que enfrentar sanciones económicas.

Esta noticia llega una semana después de que el gobierno peruano le quitara dientes al Organismo de Supervisión de Recursos Forestales, el organismo que se fundó para cumplir el acuerdo comercial y ambiental con Estados Unidos. En 2015, agentes de la DEA incautaron 1770 toneladas de madera amazónica, y la queja de los industriales de la madera debilitó al organismo ambiental.

Durante la década pasada, el congreso estadounidense le ha otorgado a Perú 90 millones en asistencia con el objetivo de aumentar la aplicación de la ley, calcula el NYTImes

Comparte:
X