27 Sep 2018 - 9:39 p. m.

Este colibrí acaba de ser descubierto y está en peligro de extinción

En un artículo publicado en la revista The Auk, científicos mostraron que esta especie podría estar cerca de la extinción debido al reducido número de ejemplares y las condiciones críticas de su hábitat, como la quema del páramo, la agricultura, la ganadería y las concesiones mineras.

-Redacción Medio Ambiente

Luego de 18 años, en Ecuador volvió a ser descubierta una especie de ave. Se trata del colibrí Oreotrochilus que fue encontrado por científicos en los Andes de este país. Sin embargo, un artículo publicado por la revista The Aukrevela que esta especie podría encontrarse al borde de la extinción. 

Esta especie, conocida como estrella de garganta azul, vive en las montañas con altitudes de hasta 5.000 metros y en bajas temperaturas. Su cabeza verde, su garganta azul y su tamaño, que es cerca de 10 a 13 centímetros, la diferencia de los otros tipos de colibríes. Además, son muy territoriales y, algunas, solo se alimentan del néctar de una sola especie de arbustos andinos. (Puede leer: Los humedales están desapareciendo tres veces más rápido que los bosques)

Según informó el Instituto Nacional de Biodiversidad (Inabio), hace un año esta especie había sido descubierta por Francisco Sornoza-Molina en los páramos del suroccidente de Ecuador. Pero, luego de una segunda expedición, los científicos consiguieron confirmar el hallazgo del Oreotrochilus cyanolaemus. Los expertos confirmaron que es una especie endémica de las provincias de El Oro y la Loja. 

Sin embargo, el estudio revela que esta especie podría estar en peligro de extinción y, por el momento, no cuenta con protección. Su población no supera los 750 ejemplares y las condiciones de su hábitat son críticas. La quema del páramo, el pastoreo, la agricultura, la ganadería y las concesiones mineras, pueden ser factores determinantes en su desaparición. 

El experto en colibríes Christopher Witt, le explicó a la Sociedad Americana de Ornitología, que "estos colibríes viven en las zonas más aisladas e inaccesibles de los Andes, donde descansan en las cuevas y pasan la mitad de la vida en estado hipotérmico de animación suspendida. Por esta razón, el descubrimiento de una nueva especie en este grupo es increíblemente interesante. Este sorprendente descubrimiento demuestra que la vida en los Andes guarda muchos secretos". (Lea: El oso grizzly de Yellowstone le gana la batalla al gobierno de Trump)

Por el momento, la Fundación ecuatoriana EcoCiencia junto con otras organizaciones, comenzarán acciones de conservación para poder salvar a esta especie de la extinción. 

Comparte:
X