25 Jun 2020 - 3:53 p. m.

Incendio ha consumido más de 12 hectáreas de la Ciénaga Grande de Santa Marta

Por ahora quedan todavía dos focos del incendio que empezó hace una semana en el Parque Nacional Isla Salamanca. Bomberos, guardaparques y miembros de Gestión de Riesgo de Barranquilla intentan apagar el fuego tras evitar que las llamas se expandieran hacia el manglar.

Redacción Medioambiente

Hoy se cumple una semana de estar activo el incendio dentro del PNN Vía Parque Isla de Salamanca, en la Ciénaga Grande de Santa Marta. Las llamas han consumido más de 12 hectáreas de esta área protegida, 10 % de esas afectaciones se han producido en la zona de manglar, el otro 90 % ha arrasado con la cobertura vetegal de la especie enea. Por ahora, bomberos de Ciénaga y Sitionuevo, la Oficina de Gestión del Riesgo de Barranquilla y la Brigada Forestal del parque se concentran en controlar dos focos del incendio. (Lea: Corte Suprema declara sujeto de derechos a la Vía Parque Isla Salamanca)

La emergencia ha sido atendida desde el fin de semana con apoyo aéreo por parte de los socorristas, quienes tuvieron que pedirle una mano a la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD) debido a las dificultades de acceso a la zona, la falta de maquinaria y la lejanía en la que se encuentran los focos de incendio del agua. En esas labores, el pasado viernes “se realizaron 36 descargas, con más de 8.000 galones de agua” citó Semana Sostenible.

Este jueves, cuando queda la mitad de los 4 focos activos, el capitán Alan Bocanegra, Comandante del cuerpo de Bomberos de Sitio Nuevo, Magdalena, espera extinguir la conflagración dentro del PNN. Así lo anunció en Caracol Radio, agregando que “estamos preocupados, porque estas personas que hacen este tipo de incendios no tienen consciencia del daño ecológico que hacen, el área de incendio es un área que no sirve para cultivo, y presumimos que es para la criadilla de tortuga icotea”.

El incendio, que ha contaminado el aire en los alrededores del parque, provocó densas nubes de humo dispersadas sobre la Troncal Caribe, llegando hasta Barranquilla. La situación llevó a que el Establecimiento Público Ambiental (EPA) Barranquilla Verde hiciera ayer una declaratoria de alerta por los efectos en la calidad atmosférica originados por la emergencia, que empezó con 12 focos activos. Bomberos manifestaron que las llamas cogieron ventaja no solo por la sequía de las ciénagas, sino por la falta de herramientas y recursos para sortear las conflagraciones.

Comparte: