31 Jul 2015 - 3:19 a. m.

La caza del cazador de Cecil

El dentista estadounidense Walter Palmer ha sido objeto de insultos y amenazas vía Twitter. Las protestas se trasladaron a su consultorio y casa.

Redacción Medio Ambiente

El doctor Walter Palmer pasó de ser un dentista promedio que atiende un consultorio en Minnesota (Estados Unidos) a ser el cazador más odiado por el mundo debido a la muerte del león Cecil, insignia del parque Hwange en Zimbabue.

La indignación se trasladó a las afueras de la clínica River Bluff Dental, donde está su consultorio. Allí, decenas de personas dejaron varios leones de peluche como rechazo al asesinato del animal y agitaron carteles con mensajes como “Púdrete en el infierno”, “Cecil, siempre vivirás en nuestros corazones”, “Walter Palmer: el carnicero de Bloomington” y “Deja que el cazador sea cazado”.

Los tuits con el hashtag #WalterPalmer tampoco se hicieron esperar: “Matas al león más famoso de Zimbabue y acabas siendo un imbécil odiado a nivel mundial ¿No es maravillosa internet?”, “#WalterPalmer, ¿qué te hace pensar que la vida de un animal vale menos que la tuya? Lacra ‘humana’”.

En vista de las acusaciones Palmer escribió una carta de arrepentimiento a sus pacientes. “Lamento profundamente que el ejercicio de una actividad que me encanta y que practico responsable y legalmente hubiera resultado en la muerte de este león”.

Palmer explicó que no sabía que el león Cecil hacía parte de un estudio internacional, ni que era el más querido del país africano. Sin embargo, las autoridades del parque en Zimbabue aseguraron que los cazadores no tenían licencia y engañaron al animal para que saliera de la reserva. Por eso, “todas las personas involucradas en el hecho deberán comparecer ante una corte y enfrentar cargos por caza furtiva”.

Temas relacionados

Zimbabuecaza de animales
Comparte:
X