9 Dec 2014 - 10:35 p. m.

Las peticiones de las mujeres rurales

Reconocimiento a su labor agrícola, descriminalizar la protesta, algunas de sus principales exigencias.

Alfredo Molano Jimeno

Un grupo de mujeres campesinas de El Salvador, Honduras, Costa Rica, Guatemala, Colombia y Perú presentaron un pliego de exigencias que serán llevadas a los mandatarios que participan de la COP20 en Lima (Perú). Se trata de un documento con cinco puntos, en los que se sintetiza la problemática de la mujer rural en estos países latinoamericanos.

"El reconocimiento por parte del Estado del papel que tienen las mujeres como productoras y sus pra?cticas sustentables en adaptacio?n al cambio clima?tico, a trave?s de poli?ticas pu?blicas", piden como primer punto. En la segunda exigencia se advierte que "los Estados deben poner fin a todo tipo de violencia y criminalizacio?n de la poblacio?n rural organizada, particularmente de las mujeres rurales, indi?genas y campesinas de la regio?n".

En cuanto al punto de seguridad y soberanía alimentaria, las mujeres latinoamericanas que se trasladaron hasta la capital peruana señalaron la necesidad de que los Estado "asignen presupuesto para programas y poli?ticas en apoyo a mujeres rurales, indi?genas y campesinas que incluyan la adaptacio?n y la mitigacio?n al cambio clima?tico". También refieren la necesidad de hacer una evaluación de los Tratados de Libre Comercio, especialmente en los aspectos ambientales.

De igual manera, las mujeres campesinas piden implementar políticas de género y las inversión en la agricultura familiar. Piden asimismo crear planes regionales que le den garantías a los pequeños y medianos productores, puntualmente en términos de la compra de sus producciones a un precio justo y competitivo. Piden, de la misma forma, una jubilación espacial para la mujer rural, ya que esta desempeña no sólo las labores propias de los labriegos sino además las de ser madre de familia.

El cuarto punto del pliego de peticiones versa sobre acceso y control de los recursos naturales. En este aspectos puntualizan la necesidad de que las mujeres campesinas sean sujeto de titulación de tierras de calidad, ya que hoy tan sólo 17 millones, de las 58 millones que hay en el mundo, tienen una vida económica activa y son titulares de sus predios. Reiteran la necesidad de aplicar estándares internacionales a los estudios de impacto ambiental sobre actividades extractivas y agroindustriales.

Y finalmente, el punto quinto se refiere a incrementar los controles a la vulnerabilidad y los desastres naturales. "Los Estados deben garantizar y crear fondos de contingencia para casos de emergencia y desastres ocasionados por el cambio climático, que incluya un seguro agrario frente a desastres naturales, que contemple a mujeres rurales, indígenas y campesinas", refiere el documento firmado por 21organizaciones de diversos países latinoamericanos.
 

Temas relacionados

LIMA COP20
Comparte:
X