Bogotá

22 Jan 2019 - 1:13 p. m.

Cada árbol talado le cuesta a Bogotá $501.341, según denuncian desde el Concejo

Pese a la controversia por las talas de árboles, apenas se ha ejecutado una tercera parte de las talas programadas. La Alcaldía habrá gastado $17.361.966.490 cuando se ejecuten todas las intervenciones.

Redacción Bogotá - Bogota@elespectador.com

La controversia por la tala de árboles en Bogotá es cada vez mayor. Tras las críticas y cuestionamientos al Distrito por sus procesos de intervención en diferentes zonas verdes de la ciudad, una denuncia desde el Concejo indica que el debate está lejos de terminar ya que aún faltaría por ejecutarse el triple del total de talas previstas. Asimismo, la denuncia advierte el costo que implican para la ciudad las intervenciones.

El aviso lo hizo la concejal María Fernanda Rojas (Alianza Verde), quien aseguró que la administración de Enrique Peñalosa ha autorizado más de 34.000 talas en la ciudad, de las cuales se han ejecutado, hasta noviembre de 2018, 11.394 (5.274 se han hecho en cuadrillas del Jardín Botánico y otras 6.120 en contratos a terceros). Para dichas intervenciones, el Distrito ha desembolsado $3.068.211.59, por lo que, en promedio, según la cabildante, a la ciudad le cuesta $501.341 cada árbol que se tala. Teniendo en cuenta la cantidad de procesos de intervención autorizados, la Alcaldía habrá gastado $17.361.966.490 cuando se ejecuten todas las talas.

La denuncia, construida  a partir de información entregada por la Administración distrital, revela que 9.838 talas se autorizaron debido a situaciones de emergencia, 8.553 recibieron el visto bueno de la Secretaría de Ambiente ya que incidían en proyectos de construcción e infraestructura. Las otras 16.240 talas son de manejo silvicultural, por lo que su justificación puede ir desde un nuevo diseño paisajístico hasta enfermedades u otros riesgos.

“Si se ejecutan todas las talas que hasta ahora tienen autorización la madera resultante alcanzaría para establecer una línea recta entre Bogotá y Ciudad de México. Son exactamente 3.155 km los que se cubrirían poniendo, uno detrás de otro, los árboles que tienen los días contados en Bogotá y los que ya fueron efectivamente cortados”, manifestó la concejal Rojas, quien también puso lupa en los 26 nuevos proyectos paisajísticos de la ciudad.

Carrera 9, calle 116, Bosque Popular, transversal 42, calle 19, calle 13, parques Berlín, Pontevedra, Mirandela y Pradera Sur y Carrera 30, son algunos de los corredores de la ciudad que tendrán una renovación de sus proyectos paisajísticos. Y aunque el Jardín Botánico acogió las advertencias de la Personería y suspendió estos procesos, se alcanzaron a ejecutar 746 de las 1.292 talas autorizadas.

Según Rojas, los humedales son los más afectados por las talas ya que se autorizó el derribo de 1.103 árboles. Casi todos estos árboles, según la denuncia, se talarán para facilitar el paso de una ciclorruta panorámica en zonas de recreación pasiva de los humedales. Por último, la concejal denunció que sobre la Carrera Séptima, entre las calles 40 y 183, se van a talar 1.136 árboles por interferencia con obras.

Los señalamientos de la concejal recogen otros datos interesantes como las localidades donde más talas han sido autorizadas: Suba (7.136), Usaquén (5.303), Fontibón (3.590) y Engativá (3.549), y las especies con más talas reportadas: acacias (8.208), eucaliptos (4.114) y cipreses (3.095).

Hace unos meses, ante los señalamientos, el Distrito reveló que en la ciudad hay 37.670 árboles identificados con alguna probabilidad de volcamiento y que, de ellos, 16.653 (es decir, el 44 %) presentan un riesgo superior al 50 %. Para el Distrito, los derribos son indispensables, planeados y responden a la necesidad de eliminar el riesgo que representan algunos árboles enfermos o que están a punto de caer.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X