Publicidad
1 May 2022 - 5:23 p. m.

Defensoría pide tomar medidas por altos niveles de espuma en el río Balsillas

La temporada invernal reveló la magnitud de la problemática ambiental que afecta a los vecinos del barrio Los Puentes, en Mosquera. La Defensoría del Pueblo solicitó tomar las acciones necesarias para la limpieza del caudal y evitar que el desastre ambiental se repita.
Esta cuenca hidrográfica está conectada al río Bogotá, y presenta un alto grado de contaminación debido a los vertimientos de aguas residuales industriales y domésticas,
Esta cuenca hidrográfica está conectada al río Bogotá, y presenta un alto grado de contaminación debido a los vertimientos de aguas residuales industriales y domésticas,
Foto: AFP - JUAN BARRETO

El problema ambiental en el río Balsillas no es nuevo. Hace varios años los vecinos del sector de Los Puentes, en Mosquera (Cundinamarca), se acostumbraron a la aparición eventual de espuma oliente en el caudal que pasa cerca a sus casas.

Sin embargo, esta semana, a causa de las fuertes lluvias que colapsaron el río cargado con desechos de la capital del país y que quedaron represadas, generó que la espuma se acumulará e invadiera una veintena de casas y predios de la zona. Así, quedó en evidencia el grado de la problemática ambiental en el sector.

Lea también: Marchas en Bogotá: así está la movilidad en la ciudad este 1 de mayo.

“Los altos volúmenes de espuma, además de los malos olores, pueden generar enfermedades en la piel, problemas respiratorios y, sin duda, afecta el bienestar de esta comunidad en Mosquera. Por lo tanto, les hago un llamado a las autoridades nacionales, territoriales y a la CAR Cundinamarca para que aúnen esfuerzos y adopten las medidas necesarias”, señaló Carlos Camargo, Defensor del Pueblo.

En este sentido, la Gobernación de Cundinamarca anunció en los últimos días que hay maquinaria dispuesta pare retirar la espuma y que se invertirán $130 mil millones para la recuperación de estos cuerpos de agua, así como acciones concretas para evitar que las espumas que se producen afecten a la comunidad aledaña. Sin embargo, como señaló la CAR, si continúan los vertimientos en el río, la emergencia no cesará.

Podría interesarle: Los Mártires, una guerra por el microtráfico y el crimen organizado.

Cabe señalar que esta cuenca hidrográfica está conectada al río Bogotá y presenta un alto grado de contaminación debido a los vertimientos de aguas residuales, industriales y domésticas, además de un mal manejo de basuras y vertimientos a lo largo de este caudal.

Por otra parte, superada la crisis ambiental en el sector, se organizarán cronogramas de mantenimientos permanentes al río y se instalará una mesa de trabajo con el fin de garantizar los derechos fundamentales a la salud y a un ambiente sano.

Para conocer más noticias de la capital y Cundinamarca, visite la sección Bogotá de El Espectador.

Redacción Bogotá

Por Redacción Bogotá

Todas las noticias de Bogotá están aquí. El Espectador, el valor de la información.@bogotaEEbogota@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias