Publicidad
29 Oct 2020 - 11:47 p. m.

Denuncian millonario robo en un gimnasio de Chapinero, en Bogotá

La víctima asegura que, mientras entrenaba, le abrieron el locker y le sacaron la cédula y tarjetas de crédito, de las que sustrajeron $7,5 millones. Su sorpresa fue aún más grande cuando supo que las cámaras no estaban grabando y que una de estas la habían tapado con silicona negra.
A la víctima le robaron sus tarjetas de crédito y cédula del locker de su gimnasio.
A la víctima le robaron sus tarjetas de crédito y cédula del locker de su gimnasio.

Hacia las 06:15 de la tarde del pasado martes, Willer Artega, cliente de un gimnasio ubicado en la calle 66 con carrera Séptima (en la localidad de Chapinero, Bogotá)  llegó al lugar para hacer su rutina de entrenamiento. Pasada una hora, se dirigió al locker para retirar sus pertenencias y volver a casa. No notó nada fuera de lo normal.

Hacia las 07.30 de la noche le llegó una notificación a su teléfono, era de su banco en la que se le informaba una transferencia por $6 millones en una tienda Falabella. “Inicialmente pensé que era una clonación”, comenta. Minutos más tarde llegaron otras tres alertas, esta vez de otra entidad bancaria, cada una por transacciones de $500.000 en el Éxito Express de Galerías.

Fue cuando intentó comunicarse con los bancos, para poner la denuncia y hacer los respectivos bloqueos, que se percató que en su billetera no estaba ni su cédula ni sus tarjetas de crédito. Lo que teoriza es que los ladrones abrieron su casillero en el gimnasio, sustrajeron estos elementos y dejaron todo en el mismo orden para no despertar sospechas y así ganar tiempo para hacer las transacciones.

Arteaga se devolvió, con la esperanza de que las cámaras de seguridad hubieran logrado capturar al o los delincuentes que robaron sus plásticos crediticios. Se llevó una sorpresa cuando el gerente del establecimiento le comunicó que, por alguna razón que desconoce, las cámaras no se encontraban grabando en el momento del hurto.

“Llamamos a la Policía del cuadrante de Lourdes, y no llegó. Fuimos a revisar el locker, y al parecer estaba normal. Sí tiene unos rayones, como si hubiera sido manipulado”, detalló. El gerente se comprometió a llamar al ingeniero de sistemas para ver si se podían recuperar las grabaciones de video, pues, según asegura Arteaga les dijo el directivo, no era la primera vez que robaban en ese gimnasio, y que ya habían logrado identificar a los ladrones y recuperar los objetos hurtados.

Arteaga volvió al otro día a las 07.30 de la mañana, pero el ingeniero confirmó que las cámaras no estaban funcionando en el momento del hurto. La razón que le dieron fue que días hubo un bajón de luz y que eso las había afectado.

Fue en ese momento cuando decidió volver al locker, para ver el ángulo de visión de la cámara y se percató que esta estaba siendo obstruida por una silicona negra, aspecto que le generó aún más sospechas, pues asegura que las cámaras se encuentran en un lugar alto y para taparlas con silicona se necesita tomar un butaco o una escalera y esa maniobra habría sido detectada por el personal que revisa el circuito de video.

Arteaga ya presentó la denuncia a la Fiscalía y pide investigue al gimnasio por la razón por la que las cámaras no se encontraban funcionando, además de la seguridad que están implementando en este tiempo, pues por la pandemia todos los afiliados que ingresen deben estar registrados con anterioridad.

La esperanza de que se identifique a los ladrones también se deposita en las cámaras de vigilancia de los dos establecimientos comerciales en los que se hizo las compras, pues Arteaga cuenta con las horas en las que se registraron las transacciones. La víctima también pide que se investigue a estos establecimientos sobre cómo están verificando la identidad de los clientes que pagan con tarjetas de crédito.

El Espectador intentó comunicarse con el gerente del gimnasio para conocer su versión de los hechos, pero no obtuvo respuesta.

Redacción Bogotá

Por Redacción Bogotá

Todas las noticias de Bogotá están aquí. El Espectador, el valor de la información.@bogotaEEbogota@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias