Bogotá

30 Mar 2011 - 11:11 p. m.

Discriminación: mayor enemigo de LGBT

Desplazamiento forzado, abuso policial y violencia por prejuicio siguen amenazando los derechos de esta población.

Redacción Bogotá

Pese a los logros que ha tenido la comunidad LGBT en los últimos tres años en materia jurídica en el país, como la declaración de unión marital de hecho y el reconocimiento de los derechos patrimoniales a las parejas homosexuales, la discriminación y los prejuicios sociales siguen siendo sus mayores enemigos.

El estudio Todos los deberes, pocos los derechos que revela la situación de la comunidad LGBT en el país entre 2008 y 2009, presentado ayer por la organización Colombia Diversa, así lo demuestra. Las condiciones carcelaria de la población, los derechos de las familias homoparentales y el tratamiento de la diversidad en los medios de comunicación fueron algunas de las problemáticas abordadas.

Este es el tercer informe que entrega Colombia Diversa desde 2005, en donde se recogen notas de prensa, denuncias y datos de defensorías, Fiscalía y Medicina Legal.

Una de las mayores preocupaciones manifestadas en el estudio es el incremento de los homicidios. Entre 2008 y 2009 hubo 127 personas LGBT asesinadas, 28 más que en el período anterior (ver infografía), de las cuales el 50% fueron mujeres transgeneristas. En la capital se presentaron 14 de estos crímenes.

Los resultados se entregan en momentos en que la Defensoría del Pueblo califica como abuso de la fuerza el hecho en el que un patrullero de la Policía disparó contra tres transgeneristas e hirió a una de ellas en el norte de la capital el martes pasado.

La agresión por parte de uniformados fue uno de los incidentes adversos más detectados en la investigación. Entre 2008 y 2009 se reportaron 48 casos de abuso policial sin ninguna investigación penal resultante.

Otra problemática permanente también fue documentada en el informe. Las cárceles siguen siendo espacio de violaciones frecuentes de derechos. Los reclusos LGBT son víctimas de agresiones físicas y psicológicas continuas, no sólo por parte de compañeros sino además por el personal de seguridad de los centros de reclusión.

Una amenaza adicional para la comunidad LGBT es el desplazamiento forzado. Advertencias colectivas de “limpieza social” por parte de grupos armados han logrado el desarraigo de decenas de estas personas en todo el país.

La denuncia fue corroborada por la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, la cual añadió que entre febrero y marzo de 2009 circularon panfletos intimidantes dirigidos a la población LGBT en 32 departamentos del país.

Con la participación del vicepresidente Angelino Garzón, de Perry Holloway, primer ministro consejero de EE.UU. en Colombia, y de un centenar de asistentes, se demostró una vez más que todavía es mucho el camino que le queda por recorrer a la comunidad LGBT para lograr que sean reconocidos todos sus derechos en un país como Colombia.

Temas relacionados

LGBT
Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X