5 May 2020 - 12:52 a. m.

Distrito analiza posibilidad de nuevos derrumbes en el Relleno Doña Juana

La directora de la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (Uaesp) aseguró que el operador del relleno no tiene a dónde mover los residuos del derrumbe, por lo que tendrán que tratarse en el mismo lugar en el que quedaron.

-Redacción Bogotá /bogota@elespectador.com

El derrumbe dejó en evidencia el mal manejo del operador del relleno.  / Gustavo Torrijos - El Espectador.
El derrumbe dejó en evidencia el mal manejo del operador del relleno. / Gustavo Torrijos - El Espectador.

No para la preocupación sobre el futuro del Relleno Doña Juana. Al parecer, podría haber un nuevo derrumbe debido a la cantidad de lixiviados (líquidos de la basura) que generó el deslizamiento de hace una semana, aunque el Distrito asegura que hace todo lo posible para evitarlo y que los habitantes que se encuentran alrededor del sector no resulten afectados de nuevo.

Desde el derrumbe del Relleno Doña Juana, los controles del Distrito por atender la emergencia y hacer un seguimiento de la situación en el lugar no han parado. Este lunes 4 de mayo, la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (UAESP) anunció que implementó un Puesto de Mando Unificado (PMU) en el relleno para poder conocer si hay o no un riesgo de nuevos derrumbes en el vertedero.

En la reunión participaron la Interventoría, las secretarías de Ambiente y Hábitat, la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA), el Instituto Distrital de Gestión de Riesgos y Cambio Climático (Idiger) y la UAESP. El concesionario CGR, operador del Relleno Doña Juana, no asistió pues consideró que se le avisó muy tarde sobre el PMU y le dijo al Distrito que si iban a instalarlo lo hicieran en el relleno.

“Este no es un PMU operativo. En operativo estamos allá todo el tiempo. Aquí vinimos a hacer un PMU de análisis de riesgo de toda la situación que sucede allá”, respondió la directora de la Uaesp ante la petición del operador.

Según la funcionaria, en la reunión se evalúo si el plan de contingencia que tienen el operador del vertedero está actualizado y si, de ser así, lo está implementando como debe ser. También dio a conocer que los residuos que se cayeron por el derrumbe no podrán ser trasladados a una celda de emergencia, pues no tienen una.

“Nos dijeron que la tendrían en enero. Después que en febrero, después que en marzo. Y así han estado todo el año. Lo último que dijeron fue que estaría lista para el 13 de mayo con toda seguridad, pero ese con toda seguridad ya lo han utilizado como cuatro veces, entonces entenderán que no confío en esos plazos que nos están dando”, dijo la directora.

Debido a la situación, el tratamiento de los lixiviados tendrán que realizarlos en el mismo lugar del derrumbe, lo que, según la Uaesp pone en duda si ese tratamiento se estaría realizando debidamente.

Por otro lado, aseguró que ya se han hecho dos sobrevuelos en el lugar por parte de la Universidad Distrital y la Uaesp, pero en los próximos días el Idiger realizará otro nuevo recorrido aéreo que permitirá conocer los verdaderos riesgos que hay de que se presente otro derrumbe en el vertedero.

Para el próximo miércoles 6 de mayo, se tienen un nuevo PMU programado a las 7:30 de la mañana que permitirá verificar los nuevos datos sobre la situación.

 

**Estas semanas, cuando estamos todos en casa para cuidar nuestra salud y la de nuestros familiares, puedes consultar los contenidos de las secciones Nacional y Bogotá sin restricción alguna. Y en medio de esta pandemia, que estamos cubriendo de manera responsable, también puedes ver el especial sobre Coronavirus en el que trabaja toda la redacción de El Espectador minuto a minuto.  

Considera adquirir nuestra suscripción digital y apóyanos para seguir apostándole al poder de la palabra. 

*   *   *

Si quiere conocer más sobre lo que pasa en Bogotá, lo invitamos a seguir nuestra página en Facebook

Síguenos en Google Noticias