2 Aug 2021 - 7:04 p. m.

El Concejo no puede ordenarnos renegociar los contratos de Transmilenio: Hacienda

Tras la aprobación del Concejo, en primer debate, del proyecto de rescate social (con el que también se busca mantener a flote el funcionamiento de Transmilenio) el secretario de Hacienda explicó que se hará una revisión de contratos.

El viernes, el Concejo de Bogotá aprobó en primer debate, con 12 votos a favor y tres en contra, el proyecto con el que se busca hacer modificaciones a la apuesta de rescate social y económico en la ciudad, además de garantizar la aprobación de recursos que mantengan en funcionamiento a Transmilenio. Así las cosas, la propuesta de la administración de Claudia López pasó a plenaria.

Lea también: A plenaria del Concejo de Bogotá pasó plan de rescate social y de Transmilenio

En suma, son $1,9 billones los que se debaten en el Concejo, de los cuales cerca de $670.000 serían destinados en transferencias a hogares pobres y vulnerables, planes para generación de 400.000 plazas de trabajo, educación para jóvenes y mujeres, 3.000 subsidios de vivienda y demás acciones que permitirían que unas 250.000 personas salgan de la pobreza y la pobreza extrema en la capital. Solo para Transmilenio se destinarían $1,1 billones.

Uno de los apartados más debatidos de este proyecto ha sido el relacionado a Transmilenio, pues hay concejales que cuestionan el hecho de que los dineros que garantizarían su operación se debatan junto con los que ayudarían a la población más pobre y vulnerable de la ciudad, además de quienes consideran que tales recursos no deberían invertirse en este sistema transporte, sino en otras necesidades causadas por la pandemia en Bogotá.

Le puede interesar: El agujero negro en TM que puso a correr al Distrito y al Concejo

Este lunes, en entrevista con Blu Radio, el secretario de Hacienda Juan Mauricio Ramírez detalló que el asunto de Transmilenio va más allá de los dineros que se necesitarían para garantizar su operación en 2021 pues, tal y como lo solicitó el Concejo, se requiere una revisión que conlleve a un análisis sobre el futuro de este medio de transporte, entendiendo que la realidad de la pandemia trajo cambios que podrían permanecer con el paso de los años.

Al respecto, Ramírez detalló que el Concejo de Bogotá no le puede exigir a la Secretaría de Hacienda una renegociación de contratos. Pero esto no significa que sí pueda solicitar una revisión de los mismos, con la intención de que se analicen los eventuales impactos que ha generado la pandemia y los que puede llegar a generar la pospandemia.

“No pretendemos modificar los contratos de forma unilateral. Se está pensando en posibles nuevas fuentes para financiar el hueco y demás modificaciones. Es una agenda de trabajo”, explicó el secretario.

Le sugerimos leer: Finanzas de Transmilenio: afectadas por la pandemia y el vandalismo

Hay que tener en cuenta que la actual crisis financiera por la que atraviesa Transmilenio se debe, en parte, a la reducción de la demanda del servicio por cuenta de la pandemia, la cual trajo consigo el trabajo en casa, el desempleo y la virtualidad en actividades académicas.

Ramírez estima que incluso una vez superada la emergencia sanitaria, este tipo de cambios comportamentales en la sociedad harán que la demanda del servicio de Transmilenio sea cerca de tan solo el 80 % a la registrada en 2019.

Este escenario, junto con el de la futura incorporación de las líneas del metro, presiona al Distrito para analizar el asunto y tomar medidas que le permitan optimizar los recursos para lograr el menor costo sin que se sacrifique la efectividad. En suma, si no se hacen cambios es posible que el hueco financiero de Transmilenio continúe y que, a futuro, se requiera de nuevas autorizaciones de dineros por parte del Concejo para satisfacer el vacío.

Comparte: