21 Feb 2018 - 3:23 a. m.

Justicia decidirá el futuro de Lagos de Torca

Una jueza le dio seis meses al Distrito para que ajuste la propuesta de conectividad entre los cerros orientales y el río Bogotá. Distrito cree que no es necesario y que la decisión no afecta el proyecto. Ambientalistas, decididos a sentarse a concertar.

Felipe García Altamar / fgarcia@elespectador.com / @FelipeAltamar

Cuando estaban listos los detalles, el cronograma y la financiación del plan Lagos de Torca, con el que se busca iniciar la expansión del norte de la ciudad, la justicia ordenó a la administración a realizar ajustes al proyecto. La jueza Ana Elsa Agudelo falló una acción de cumplimiento promovida en agosto de 2017 por un grupo de ambientalistas y abogados, quienes afirmaron que, pese a no tocar ni un milímetro de la reserva Thomas Van der Hammen, el plan es el inicio de la intervención de la zona de protección. (LEA: Justicia decidirá el futuro de Lagos de Torca)

La disputa, que se resolverá en segunda instancia en el Tribunal Superior de Cundinamarca, tiene su génesis en el año 2000, cuando la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR) declaró la reserva Van der Hammen como franja de conexión ambiental e indicó que tenía como objeto unir el río Bogotá y los cerros orientales. Ese mismo año, el Ministerio de Ambiente aclaró que el suelo debe tener usos que permitan dicha conectividad.

Esos dictámenes fueron los que tuvo en cuenta la jueza, que en su fallo le dio al Distrito seis meses para ajustar el decreto que dio vida a Lagos de Torca, teniendo en cuenta la resolución 475 de 2000 del Ministerio de Ambiente, que en uno de sus artículos establece: “en el área del corredor de la Autopista Norte coincidente con la franja de conexión ambiental se deberá propiciar la conformación de áreas verdes y la preservación de la conectividad de las reservas forestales del Norte y de los Cerros Orientales”.

>>> LEA: En marcha el plan para expandir el norte de Bogotá

El hecho de que en el fallo citen resoluciones del Minambiente causó extrañeza en el Distrito, pues asegura que el plan recibió concepto positivo de esa y otras autoridades ambientales. “Lagos de Torca es el primer proyecto urbanístico del país que fue revisado por todas las autoridades ambientales del nivel nacional, regional y distrital. Recibió concepto del Ministerio de Ambiente y esto es muy importante, porque la jueza nos pide cumplir precisamente una resolución del Ministerio”, sostuvo el secretario de Planeación, Andrés Ortiz, tras conocer el fallo, e insistió en que el plan cumple con la conectividad y que no toca la Van der Hammen. “Hay nueve quebradas que conectan los cerros con el humedal Torca-Guaymaral. Son vecinas y colindan por el oriente y el occidente, pero Lagos de Torca no toca la reserva”.

Los ambientalistas celebraron el fallo y están confiados en que el Distrito no la tendrá fácil para impugnarlo. Reiteran que el proyecto tiene cosas buenas, pero que sí afectará la Van der Hammen, pues parte de la franja de conectividad será reemplazada por suelo de desarrollo y de renovación urbana. “Lagos de Torca tiene cosas positivas, pero por dañar la reserva lo diseñaron así. Eso no brindará seguridad a la gente que invirtió allá, porque empezarán a dudar sobre la viabilidad del proyecto”, manifiesta Daniel Bernal, uno de los ambientalistas que hicieron parte del equipo que presentó la acción de cumplimiento.

Por ahora, el pleito está en marcha y será la justicia la que en segunda instancia pronuncie la última palabra. Mientras el Distrito asegura que es inncesario hacer el ajuste que les pide el fallo y que la decisión afecta menos del 5% del área total, los ambientalistas aseguran que se seguirán vigilando los planes del Distrito y que estarían dispuestos a sentarse a concertar las modificaciones al proyecto.

Comparte: