Bogotá

8 Oct 2015 - 3:28 p. m.

La razón por la que se debió ampliar la obra en puente vehicular de calle 80 con NQS

El IDU explicó los motivos que obligaron a extender el cierre.

Redacción Bogotá

El pasado 8 de abril el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) anunció el inicio obras de mantenimiento al puente vehicular de la Calle 80 con NQS. Se tenía previsto realizar el sello de fisuras, el cambio de barandas, el remplazo del asfalto deteriorado y la pintura de las vigas, sin embargo, una vez se levantó la capa superior de asfalto, se evidenció la fractura en la placa del puente en el carril exclusivo de Transmilenio.

Con el fin de evitar un daño mayor, el IDU solicitó a la Secretaría de Movilidad la ampliación del cierre con el fin de realizar la demolición de la placa fracturada y volver a armar y fundir esta pieza fundamental en la estructura del puente.

Adicionalmente, fue necesario reemplazar el estribo sobre el cual se apoya la placa, que también se encontraba fisurado, y sustituir la baranda de concreto existente a lo largo de todo el puente en los dos costados, ya que su estado de deterioro representaba un riesgo para los vehículos que transitan sobre y bajo el puente.

Por tratarse de un trabajo en alturas, las actividades se realizan en horario nocturno entre las 10 p.m. y 4 a.m., pensando en la seguridad de los trabajadores, los transeúntes, los vehículos particulares y los buses de Transmilenio.

Estos trabajos adicionales extendieron la intervención en el puente, que se tenía prevista para 45 días, además de la inversión que llegó a los $ 1.100 millones.

Actualmente se adelanta el remplazo de la baranda en el costado norte, sentido oriente-occidente, y la de la conectante hacia la Avenida Suba, se espera concluir esta actividad en la primera semana de noviembre.
 

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X