Publicidad
16 Aug 2020 - 2:23 a. m.

Los Embera no pasaron de la puerta de Corferias

Pese a que se había acordado el trasladado de 200 indígenas al recinto ferial, al llegar les impidieron el ingreso, ya que allí solo se atienden pacientes infectados con COVID-19.
Los indígenas completan tres semanas viviendo en cambuches que armaron en el parque Tercer Milenio.
Los indígenas completan tres semanas viviendo en cambuches que armaron en el parque Tercer Milenio.
Foto: Mauricio Alvarado Lozada

Los indígenas Embera Chamí y Katío que completan más de tres semanas viviendo en el parque Tercer Milenio, en el centro de Bogotá, volvieron esta tarde a armar sus cambuches luego de que no se cumplieran el acuerdo suscrito con el Distrito, en el que aceptaban que 200 de ellos fueran trasladados a Corferias de forma transitoria.

En el documento, los líderes (Leonival Campo y Ancizar Cheche) acordaron el traslado por tres semanas al recinto ferial, mientras se llegaban a soluciones reales de reubicación o retorno que se estudiarían en seis mesas de técnicas establecidas con la comunidad Embera. Además, se contemplaba el arrendamiento para los que no ingresaran a Corferias, así como garantías de alimentación y kits de bioseguridad para todos.

En la mañana al llegar a Corferías, los indígenas se encontraron con una funcionaria encargada del Distrito, quien aseguró que no podían entrar al lugar y que allí solo se había establecido el ingreso para pacientes infectados con COVID-19, no para sospechosos.

“Aquí no es posible que podamos permitir ingresar hombres y mujeres con niños, porque además en cualquier parte de nuestro país un hospital tiene un área para personas adultas y niños y es algo que no podemos permitir porque esto no es albergue esto es un hospital”, les indicó Sonia Rebollo, jefe de la oficina de calidad de la Subred centro-oriente.

Por su parte, Arlez Donelly Mogollon, personero Delegado para las Víctimas, quien acompañaba el proceso, también se pronunció y señaló que el compromiso no había sido articulado para cumplirlo. “Bajo los criterios que establece el persona médico, simple y sencillamente el acta que se firmó queda en el aire”, dijo. Además, resaltó que no se tuvieron en cuenta condiciones de los indígenas como que no se van a separar de los niños.

Ante los impedimentos para ingresar, los indígenas se devolvieron al parque Tercer Milenio, en donde volvieron a armas los cambuches con los plásticos y las cuerdas que habían desmontado desde temprano. Sus líderes aseguran que permanecerán en el lugar hasta que les garanticen las condiciones adecuadas, por lo que proponen al Distrito pensar en una opción diferente a Corferías para garantizar su traslado.

Los indígenas completas 26 días viviendo en el costado que da a la Avenida Caracas en el parque Tercer Milenio. De acuerdo con Ancizar Cheche, la mayoría de los indígenas que se encuentran allí se han quedado sin vivienda por las condiciones que se presentan ante la cuarentena, ya que sobreviven de la venta de artesanías y no han podido salir.

Entre los indígenas hay Embera Katío y Chamí, de Risaralda y el Pacífico, que llegaron a la ciudad en enero de este año como consecuencia de amenazas y presiones por parte de grupos armados detrás de la minería ilegal. Además, de soluciones de vivienda a largo plazo, sus líderes piden al Distrito formación para desempeñar labores en la ciudad, así como apoyos para continuar con la venta de artesanías.

En días pasados, el Secretario de Gobierno, Ernesto Gómez, manifestó que hay siete comunidades embera en la ciudad, de las cuales cinco se acogieron a los apoyos del Distrito y se encuentran en albergues, pero que la situación ha sido diferente con estos dos grupos, dado que no han aceptado las opciones que da el Distrito.

Por su parte, la alcaldesa Claudia López anunció que el Distrito denunció ante la Fiscalía a los dos líderes indígenas por desacatar las medidas sanitarias y por usar a las mujeres y niños para la mendicidad.

Redacción Bogotá

Por Redacción Bogotá

Todas las noticias de Bogotá están aquí. El Espectador, el valor de la información.@bogotaEEbogota@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias