22 Aug 2020 - 3:04 a. m.

Se entregaron más de 5.000 tapabocas hechos por mujeres víctimas de la violencia en Soacha

Las máscaras de protección se repartieron en paradas de bus y en la comuna uno y tres del municipio.
Los tapabocas fueron comprados inicialmente por la constructora Bolívar, que después se los donó a la Alcaldía de Soacha para que esta los distribuyera en el municipio.
Los tapabocas fueron comprados inicialmente por la constructora Bolívar, que después se los donó a la Alcaldía de Soacha para que esta los distribuyera en el municipio.

En Soacha, Cundinamarca, se entregaron gratuitamente 5.000 tapabocas que fueron confeccionados por un grupo de mujeres víctimas de violencia intrafamiliar y económica, con el fin de incentivar el autocuidado, pero además contribuir con la reactivación económica y el emprendimiento de este grupo en el municipio.

“Lo que queremos es garantizar el retorno a las labores y la reactivación económica, pero con las medidas de seguridad. El uso de tapabocas, el lavado de manos y el distanciamiento social. A eso estamos invitando a las personas que se dirigen en el transporte a Bogotá”, dijo Luisa Castro, gestora social que promovió la compra.

>>>Lea: “¿Quién dio la orden?”: Los tapabocas que luchan contra el olvido de los “falsos positivos”

Los tapabocas fueron confeccionados en la Casa Social de la Mujer y en la jornada de sensibilización participaron las secretarías de Desarrollo Social, Movilidad y Salud, en la que incentivaron a los soachunos a reforzar las medidas de seguridad dentro del transporte público.

Esta semana, el alcalde del municipio, Juan Carlos Saldarriaga, informó que a partir de la próxima semana se reactivará el comercio y la industria, ante las precarias condiciones que se viven en el municipio. Asimismo, informó que ya no habrá más toques de queda los fines de semana, pero de ahora en adelante se tendrá pico y cédula los sábados y los domingos, mientras que entre semana habrá restricciones de salida entre 8:00 p.m. y 4:00 a.m.

La decisión la tomó de acuerdo a los datos epidemiológicos, que según informó Saldarriaga, vienen en descenso, lo que de da la oportunidad al municipio de reactivar su economía, que podría tardar hasta tres años en recuperarse de acuerdo con el mandatario local.

Comparte: