Publicidad
18 Apr 2016 - 6:50 p. m.

Situación de San Andrés tocó fondo: gobernador Ronald Housni Jaller

El Archipiélago se declaró en calamidad pública por falta de agua. Exigen una solución por parte del Gobierno inmediata.

Redacción Nacional

Situación de San Andrés tocó fondo: gobernador Ronald Housni Jaller

Desde la semana pasada San Andrés se declaró en calamidad pública debido a que sus habitantes no tienen agua para abastecerse, esto porque afrontan el Fenómeno de El Niño desde hace varios meses y aún no cuentan con un acueducto, lo que no permite que llegue el líquido a toda la población diariamente sino cada 20 días por bien que les vaya.

El gobernador de San Andrés, Ronald Housni Jaller, dijo que su departamento decidió declarar la calamidad pública para llamar la atención del Gobierno que hasta el momento no ha hecho mayor cosa por San Andrés.

“Estamos preocupados porque pensamos que la situación de San Andrés tocó fondo. No llueve hace seis meses, el agua se secó y por eso nos toca a los entes buscar una solución real urgente”, manifestó a través de los micrófonos de Blu Radio. (Lea: San Andrés, en emergencia ambiental)

El gobernador dice que sería distinto si San Andrés pudiera abastecerse de un río, o tener cerca una ciudad desde la cual se pudiera transportar agua, “no tenemos reservorios importantes” o embalses y por eso deben recurrir a la ayuda urgente del Gobierno.

“Nosotros tenemos que ser autosuficientes en todos los servicios públicos por eso el costo de vida es mucho más alto, no entendemos como en 100 años nadie se ha preocupado por hacer un acueducto”, lamentó el funcionario.

La semana pasada cientos de sanandresanos salieron a las calles a marchar para exigir una solución porque mientras los hoteles si cuentan con agua las 24 horas del día, en sus casas cada 20 o 30 días sale un chorro diminuto del preciado líquido que no les alcanza ni para alimentarse y por eso muchos de ellos deben pagar $80.000 a los carrotanques que abastecen a la isla.

“No alcanzamos a recoger nada, sale un chorrito durante dos horas y ya. Hemos tenido que comprar en carrotanques para poder llenar la cisterna de la casa y pagar un recibo de agua de Proactiva, que llega a pesar de que no tenemos el preciado líquido”, le dijo una isleña a El Espectador.

Por ahora, San Andrés afronta la crisis del agua con los carrotanques que reemplazan esa lluvia que no llega desde hace seis meses.

Recibe alertas desde Google News