Publicidad
10 Feb 2021 - 10:59 p. m.

Organización Indígena de Antioquia denuncia que 231 familias están confinadas por grupos armados

Se trata de las comunidades indígenas osé de los Santos, Isla la Dulzura, Guarumo Balay, Puerto Santo Manantial, Jardín la Esperanza y Alto del Tigre, en Cáceres, Bajo Cauca antioqueño. Además, estas familias también estarían desabastecidas.
De acuerdo con la Defensoría del Pueblo, en esa zona de Antioquia hay presencia de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), el Ejército de Liberación Nacional (Eln) y la disidencia del Frente 36 de las Farc.
De acuerdo con la Defensoría del Pueblo, en esa zona de Antioquia hay presencia de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), el Ejército de Liberación Nacional (Eln) y la disidencia del Frente 36 de las Farc.
Foto: Organización Indígena de Antioquia

La Organización Indígena de Antioquia (OIA) informó que hay 231 familias zenúes confinadas y desabastecidas en Cáceres por la presencia de grupos armados ilegales. José de los Santos, Isla la Dulzura, Guarumo Balay, Puerto Santo Manantial, Jardín la Esperanza y Alto del Tigre, son las comunidades afectadas.

“Hoy no tienen qué comer, entre otras cosas, porque no pueden acceder a sus cultivos o realizar actividades propias de pesca en el río Cauca por prohibición de los grupos armados al margen de la ley”, explicó la OIA en un comunicado.

Asimismo, informaron que desde septiembre de 2020 permanecen desplazadas 59 familias indígenas de Isla la Dulzura que tuvieron que buscar refugio en la comunidad Guarumo, dejando atrás sus casa, enceres y animales.

También le puede interesar: Ejército responsabiliza a Eln de confinamiento de 2000 indígenas en el occidente antioqueño

“La Organización Indígena de Antioquia ha podido constatar que desde el pasado 29 de enero de 2021 se vienen registrando enfrentamientos armados en el Resguardo Indígena Alto del Tigre, lo que pone en alto riesgo a las familias que habitan allí, y quienes estarían contemplando la posibilidad de desplazarse para salvaguardar sus vidas”, agregaron.

Hacen un llamado a la Defensoría del Pueblo, a la Contraloría General de la República, a la Procuraduría General de la Nación y a la Gobernación de Antioquia, para que adelanten las investigaciones pertinentes del caso y se puedan mitigar inmediatamente los riesgos a los que están expuestas las comunidades.

De acuerdo con la Defensoría del Pueblo, en esa zona de Antioquia hay presencia de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), el Ejército de Liberación Nacional (Eln) y la disidencia del Frente 36 de las Farc.

También le puede interesar: Con cadena humana, habitantes de Buenaventura rechazan actos de violencia

Síguenos en Google Noticias