Lionel Messi con Diego Maradona en el pecho.
Lionel Messi con Diego Maradona en el pecho.
Agencia AFP
28 Jun 2021 - 11:28 p. m.

Prefiero ver a Messi campeón de la Copa América antes que a la selección Colombia

El astro argentino también deleita en el epílogo de su carrera. Su sueño de levantar una copa con su país se convirtió en el anhelo de los que apreciamos su genialidad.

Messi campeón contra Brasil matizará una Copa América desangelada, sin sorpresas y con un formato digno de certamen colegial. El torneo que aburre mientras la Eurocopa emociona parece un semestre del fútbol profesional colombiano: partidos lentos y predecibles en el que los poderosos caminan parsimoniosos, sabiendo que el marcador lo tienen en el bolsillo antes de pisar el campo.

Le puede interesar: Exceso de ‘selfies’: la conducta obsesiva por falta de amor propio

El golazo de Luis Díaz a la selección de Neymar y Thiago Silva nos puso a vibrar por unos minutos. El 2 a 1 definitivo, a favor de los locales, fue un estrellón de frente con la realidad. Si el libreto se mantiene, Brasil y Argentina seguramente disputarán el cotejo trascendental. Aquí es cuando los rosarios y los escapularios de nosotros, los seguidores de Lionel Messi, empiezan a moverse sin explicación, como sacudidas por un ventarrón capaz de azotar ventanas y poner a pensar en el fin del mundo.

Es que los hinchas de Messi vivimos entusados. Y esta es la oportunidad para que la suerte, los goles y los compañeros del “10″ se pongan de acuerdo para que esta final no sea un holograma de las anteriores. Una Copa América levantada por Lionel sería tan poderosa como la firma de un acuerdo de paz capaz de redirigir el rumbo de una nación. En este caso, los detractores del argentino se aferrarán al manido argumento de “no ha ganado un mundial, como Maradona”, situación que en el fondo recibiremos con beneplácito porque sabemos que Messi no necesita dar más para ser el mejor.

Lea también: Ricardo Montaner, Evaluna y Camilo en la nueva edición de la Revista Cromos

La foto de la Copa América ganada por Argentina es una postal más bella que la imagen de David Ospina coronándose campeón.  El día que ya no esté Messi, en mi biografía se leerá que volví a hinchar por la selección Colombia. Ese momento está cerca, por eso, hoy más que nunca, grito “¡Argentina!”, “¡Argentina”, “¡Argentina!”.

Comparte: