Brasil condecoró al "niño ángel" de la tragedia de Chapecoense

El Gobierno de aquel país homenajeó a los ciudadanos y autoridades de Colombia que ayudaron a las personas que sufrieron el accidente aéreo.

El ministro de Defensa de Brasil Raúl Jungmann (i), el presidente Michel Temer (2i) y el canciller brasileño José Serra (d) entregan una camiseta del equipo brasileño de fútbol a Johan Alexis Ramirez Castro (2d), el niño de 15 años, quien ayudó a guiar a los socorristas al sitio del accidente del avión que transportaba a la plantilla del Chapecoense. / EFE

El Gobierno brasileño le rindió este viernes un emotivo homenaje a autoridades y ciudadanos de Colombia que, de una u otra forma, participaron en la asistencia a las víctimas del accidente aéreo sufrido por el club de fútbol Chapecoense. (Lea también: El futbolista de Chapecoense Helio Neto llega a Brasil con la posibilidad de volver a jugar)

La ceremonia fue celebrada en el Palacio presidencial de Planalto y encabezada por el mandatario Michel Temer, quien otorgó a Medellín la Orden Nacional del Cruzeiro do Sul, el más alto reconocimiento que confiere el Estado brasileño, y condecoró a doce colombianos por su actuación en el marco del desastre.

Aunque fue extensivo a todo el pueblo colombiano, el homenaje se centró en Medellín, donde el pasado 28 de noviembre el avión en que viajaba el equipo brasileño sufrió un gravísimo accidente en el que murieron 71 de sus 77 ocupantes, entre ellos casi todos los jugadores del Chapecoense y una veintena de periodistas. (La Conmebol proclamó campeón de la Copa Sudamericana al Chapecoense)

"Las palabras nunca bastarán para agradecerle a Colombia y a cada uno de los colombianos ese ejemplo de solidaridad, de humanidad, que han dado para todos los pueblos y todos los países", declaró Temer.

La Orden de Río Branco fue concedida al alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez Zuluaga, y a otros cuatro funcionarios de esa ciudad, así como a la presentadora de TV Caracol Mónica Jaramillo y a Johan Alexis Ramírez Castro, de 15 años, quien ayudó a guiar a los socorristas al sitio del accidente. (El Chapecoense agradece al mundo por "tanto cariño" recibido)

El joven, conocido desde la tragedia como "niño ángel", fue el más aplaudido en la ceremonia y recibió de manos del ministro de Defensa de Brasil, Raúl Jungmann, una camiseta de la selección brasileña de fútbol.

La Orden del Mérito a la Defensa, reservada para el personal de las Fuerzas Armadas y organismos de seguridad, fue entregada al comandante de la Fuerza Aérea Colombiana, Carlos Eduardo Bueno Vargas, y al director de la Policía Nacional, Jorge Hernando Nieto Rojas.

También recibieron esa condecoración el comandante de la Base Aérea de Rionegro, Fabio Alberto Sánchez; el secretario de Seguridad de Medellín, Gustavo Villegas Restrepo, y el subsecretario de Protección Social de Antioquia, Juan David Arteaga Flórez. (También le puede interesar: Cerro Chapecoense será el nombre del sitio donde ocurrió la tragedia aérea de LaMia)

El alcalde de Medellín agradeció en nombre de los homenajeados y dijo que la población de esa ciudad sintió "esta tragedia como propia", y aseguró que la reacción solidaria frente al desastre mostró "la verdadera Colombia, la de la gante de paz y solidaria".

Según el ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, José Serra, presente en el homenaje, "estas condecoraciones son un muy pequeño gesto que nunca podrá equipararse al inmenso amor recibido de los colombianos".

Citó en ese sentido al fallecido escritor Gabriel García Márquez y afirmó que "el amor se hace más grande y noble en la calamidad".

Todos los colombianos condecorados en esta ceremonia llegaron a Brasilia hoy mismo en un avión de la Fuerza Aérea Brasileña, en el que regresaron a su país una vez que concluyó el acto.

El único brasileño entre los homenajeados fue el alcalde de la ciudad de Chapecó, Luciano José Buligon, quien cuando se supo del accidente viajó inmediatamente a Medellín para prestar asistencia a las víctimas y a sus familiares. 

Temas relacionados