Publicidad
13 May 2022 - 11:05 a. m.

Elon Musk suspende temporalmente la compra de Twitter por número de cuentas falsas

Musk convirtió la erradicación de cuentas falsas y la transparencia de los usuarios en una de las cuestiones centrales para su compra de Twitter, por la que ofreció US$44.000 millones el mes pasado.
La oferta de Musk por Twitter es de US$43.000 millones. / AFP.
La oferta de Musk por Twitter es de US$43.000 millones. / AFP.
Foto: OLIVIER DOULIERY

Elon Musk anunció este viernes que suspende de manera provisional la compra de Twitter, a la espera de detalles sobre la proporción de cuentas falsas en la red social.

“El acuerdo sobre Twitter queda en suspenso de manera temporal a la espera de detalles que sustenten el cálculo de que las cuentas falsas representan menos del 5 % de los usuarios”, anunció, justamente en Twitter, el hombre más rico del mundo y responsable de Tesla.

Lea: La libertad de expresión, según Musk

Tras este mensaje, la acción del grupo retrocedió un 20 % en los intercambios electrónicos previos a la apertura de la bolsa de Wall Street y se situaba en algo más de 36 dólares el viernes a mediodía, muy por debajo de los 54,2 dólares por acción, propuestos por el multimillonario.

Lea también: Twitter reacciona a incertidumbre por la espera a que se concrete la compra de Musk

Twitter fue contactado, pero no realizó comentarios hasta el momento.

Musk convirtió la erradicación de cuentas falsas y la transparencia de los usuarios en una de las cuestiones centrales para su compra de Twitter, por la que ofreció US$44.000 millones el mes pasado.

En contexto: La historia de Twitter: el paso a paso de startup a plataforma global

Vale la pena recordar que en los primeros días de abril se conoció que Elon Musk (el hombre más rico del mundo y quien además es la cabeza de Tesla Space X) había adquirido el 9,2 % de las acciones de esta plataforma social, una compra ambiciosa que lo convirtió en su accionista mayoritario. Días más tarde se supo que este magnate decidió no hacer parte de la junta directiva (al parecer por diferencias con las políticas o administración de la empresa) y el 25 de abril se anunció que logró un acuerdo de compra por US$44.000 millones.

El pasado 28 de marzo, la junta directiva de Twitter aceptó la oferta de adquisición por parte de Musk. Esta transacción, que es una de las más importantes en el sector de tecnología, está enmarcada en un acuerdo en el que Musk aceptó pagar US$54,20 por cada acción. Sin embargo, la operación todavía no está cerrada y debe ser aprobada por los reguladores.

Lea también: ¿Por qué resulta problemática la visión que Elon Musk tiene de Twitter?

Sobre el anuncio, el CEO de Twitter, Parag Agrawal (quien llegó a este cargo en noviembre del año pasado tras la renuncia de Jack Dorsey, cofundador de la plataforma), trinó: “Twitter tiene un propósito y una relevancia que impacta al mundo entero. Estamos muy orgullosos de nuestros equipos, e inspirados por el trabajo porque nunca ha sido más importante”.

Por su parte, el mensaje que dejó Musk tras formalizar este acuerdo de compra es que espera que incluso sus peores críticos permanezcan en Twitter “porque eso es lo que significa la libertad de expresión”.

“La libertad de expresión es la base de una democracia que funcione, y Twitter es la plaza pública digital, donde se debaten asuntos vitales para el futuro de la humanidad”, añadió Musk al precisar que con su compra quiere “mejorar” esta plataforma con nuevas funciones, haciendo que los algoritmos sean de código abierto para aumentar la confianza (con esto se conocería, por ejemplo, qué tipo de publicaciones son los que impulsa la plataforma), derrotando a los bots de spam y autenticando a todos los humanos. “Twitter tiene un enorme potencial. Espero trabajar con la empresa y la comunidad de usuarios para desbloquearlos”.

El empresario de origen sudafricano, muy aficionado a esta red social, se ha presentado como un defensor de la “libertad de expresión” en la plataforma y parece llevar esa misión por bandera en su adquisición.

Le puede interesar: Elon Musk le quitaría el veto a Donald Trump en Twitter

Otro de los cambios que ha prometido Musk si se concreta la compra es vencer a los bots (cuentas automatizadas) de “spam” que se publican en esta red social, así como combatir las cuentas falsas que se utilizan para distorsionar el tráfico y el impacto de los mensajes en esta plataforma.

💰📈💱 ¿Ya te enteraste de las últimas noticias económicas? Te invitamos a verlas en El Espectador.

Recibe alertas desde Google News