Publicidad
14 Mar 2022 - 8:36 p. m.

Sí existe el “Carpintero cumplido”... y este emprendedor lo creó

Eduardo Lloreda es diseñador industrial y creó su empresa con la idea de “limpiar” el nombre del sector por medio de conocimientos en gestión, diseño y desarrollo de producto. Esta es la historia.
Eduardo Lloreda es el creador de El carpintero cumplido.
Eduardo Lloreda es el creador de El carpintero cumplido.
Foto: Cortesía

“Hola, buenas tardes, les escribo porque me ha parecido demasiado interesante la sección de emprendimiento de El Espectador. Me gustaría que conocieran nuestra historia y ver si podemos salir en esa sección con nuestra compañía. Por el momento, les envío nuestra presentación para que conozcan un poco de lo que hacemos”. Ese fue el primer mensaje que recibimos de Eduardo Lloreda, un emprendedor que buscaba espacio para que se conociera su trabajo. Y entonces cuando le preguntamos, en detalle, qué era lo que hacía, nos dijo: “El Carpintero Cumplido es una empresa nacida desde la necesidad de un gremio carente de profesionalismo. Un gremio con miles de anécdotas de incumplimiento y falta de compromiso, de proyectos mal ejecutados y abandonados, un gremio que nunca valoró su activo más preciado: los clientes. Por eso nace El Carpintero Cumplido, transformando esta visión a través de la sana comunicación, ética comercial y pasión por los proyectos de nuestros clientes. Somos especialistas en muebles especiales y a la medida con excelentes estándares de servicio, calidad y cumplimiento”. Así que lo invitamos a nuestra sección de 23 preguntas para emprendedores y sus emprendimientos y esto fue lo que nos contó:

1. ¿Cuántos años tengo? ¿Qué estudié?

Tengo 36 años, soy diseñador industrial con un MBA en ThePowerMBA.

2. ¿Cuál fue mi idea y cuándo nació? ¿Qué fue lo que creé?

Todos hemos tenido una historia con algún carpintero que nos quedó mal. Con esto en mente, los conocimientos en gestión, diseño y desarrollo de producto, decidimos hacer una empresa para empezar a limpiar el nombre del sector y apuntarle a hacer las cosas como deben ser, somos una carpintería, que se apoya en tecnología para desarrollar muebles de hogar y oficina a la medida. En El Carpintero Cumplido contamos con un equipo de producción altamente capacitado acompañado de un área de diseño, encargada de velar para que lo que el cliente pidió, sea lo que se le entregue en el tiempo acordado o antes. Llevamos 3 años en el mercado y esperamos seguir creciendo de la forma en la que lo hemos hecho.

3. ¿Cómo logré hacerla realidad y llevarla a los hechos?

Inicialmente era yo el que vendía, diseñaba y fabricaba todos los muebles, esto me ayudó muchísimo a entender el mercado y el sector. Rápidamente me di cuenta de que debía contratar gente que me ayudara, sobre todo en el área de producción. Lo más difícil fue construir un equipo sólido en el que yo pudiera confiar y cumplir nuestra promesa de valor. Entendí que no se trata solo de vender, debe existir un matrimonio perfecto entre tu capacidad de producción y tu habilidad comercial. Por esta razón, poco a poco fui contratando más carpinteros y más diseñadores y apoyándonos fuertemente en la venta a través de canales digitales como Instagram y Facebook.

Si está buscando más historias de emprendimientos, sus creadores y creadoras están aquí, en Emprendimiento y liderazgo de El Espectador.

4. ¿De dónde saqué la plata para ponerla a andar y cómo la pagué?

Toda la inversión para empezar El Carpintero Cumplido salió de mis ahorros.

5. ¿Qué estoy logrando con mi emprendimiento? ¿Qué estoy cambiando con mi idea?

Con El Carpintero Cumplido estamos cambiando la mala reputación que tiene el gremio. Además, educamos a todos nuestros colaboradores para que hagan las cosas de la mejor manera y cumpliendo con nuestra promesa de valor. Actualmente con El Carpintero Cumplido impactamos la vida de 20 empleados directos, sus entornos y sus familias y queremos que sean muchísimas más. Por último, generamos confianza a nuestros clientes para que crean en nosotros y poder construir de la mano de ellos el sueño de tener los espacios que siempre han querido, con la mejor calidad y en el menor tiempo posible.

6. ¿Soy feliz?

Demasiado feliz, definitivamente, hacer las cosas bien trae sus recompensas.

7. ¿Vendería mi emprendimiento, mi empresa?

Claro que sí, siempre y cuando se cuide nuestra visión y la negociación sea buena para las dos partes.

8. ¿Qué tan duro fue para mí emprender?

Llevo emprendiendo desde que salí de la universidad y siempre ha sido igual de duro. Saber que tanta gente depende de las decisiones que tomes, pone una responsabilidad gigante sobre tus hombros, pero al mismo tiempo esa es mi mayor motivación: impactar la vida de muchas personas a través de lo que hacemos.

Una historia que le puede interesar y... ayudar: Dos colombianos usan gamificación para que la gente aprenda, jugando, en línea

9. ¿Cumplí mi sueño? ¿Qué me hace falta?

Yo diría que lo estoy cumpliendo, y lo seguiré haciendo. Cada vez las metas son más grandes y más ambiciosas y así mismo, el sueño va cambiando; lo importante es que el propósito no cambie. Hace falta muchísimo, es un sector en el que está todo por hacer y el mercado cada vez es más exigente. Queremos llegar a más regiones.

10. ¿Y ahora qué? ¿Qué sigue?

Quiero seguir expandiendo El Carpintero Cumplido, el objetivo este año es llegar a otra ciudad. Estoy evaluando cuál puede ser la mejor opción.

11. ¿Mi emprendimiento es escalable?

A pesar de ser un emprendimiento “Asset Heavy”, con manuales de procesos claros, estandarizados y el equipo adecuado, podremos escalarlo.

12. Para crecer, ¿recibiría inversión de un desconocido? ¿Le cedería parte de mi empresa?

Claro que si lo haría. Habría que evaluar el caso particularmente. Si una persona invierte en El Carpintero Cumplido, en lo posible, también se remangue, ayude con trabajo y conocimientos en la empresa.

13. ¿Qué no volvería a hacer?

Intentar hacer todo solo. Me di cuenta la importancia del equipo para lograr un mayor impacto.

14. ¿Quién me inspiró? ¿A quién me gustaría seguir?

Me inspiran muchos emprendedores de la región de empresas que admiro profundamente como: Chiper, Siigo, Merqueo, Frubana, etc, y sueño con algún día poder impactar positivamente a tanta gente como lo hacen ellos.

15. ¿Fracasé en algún momento? ¿Pensé en tirar la toalla?

Muchas veces he fracasado y he pensado en tirar la toalla. El tema conmigo es que no me veo haciendo otra cosa diferente a emprender. Entonces, cuando no hay más opciones, toca levantarse, limpiarse las heridas y seguir en el camino.

16. ¿Hago parte de algún tipo de comunidad que me ayuda en este camino de emprender?

No.

Una buena historia que le puede interesar: Ella genera oportunidades de crédito para la gente que los bancos no mira

17. ¿Lo que estoy haciendo trasciende? ¿Podrá impactar a nuevas generaciones?

Claro que sí, somos el punto de partida y el ejemplo para muchas empresas del sector para que las cosas se hagan de la manera correcta. Además, estamos mejorando la calidad de vida de todos nuestros colaboradores y sus familias.

18. ¿Cómo me veo en 10 años y cómo veo a futuro mi emprendimiento, mi empresa?

El Carpintero Cumplido tendrá presencia en varias ciudades de varios países, trabajaremos con las firmas de diseño y arquitectura más grandes de Latinoamérica y daremos más de 200 empleos directos.

19. ¿Qué papel han jugado mi familia y mis amigos?

No soy de muchos amigos, pero mi familia ha sido mi bastón y mi soporte para sostenerme en este camino que es tan incierto. Confían plenamente en lo que hago y son los encargados de mantenerme con el ánimo y las ganas arriba. Me recuerdan todo el tiempo mi propósito.

20. Yo lo logré. ¿Ayudaría a otros emprendedores a que lo logren?

Como lo dije anteriormente, falta demasiado por hacer. Claro que si ayudaría a otros emprendedores, me sentiría muy honrado si con lo que he hecho puedo ser inspiración para otros.

Esta entrevista le puede servir: Él creó una plataforma de verificación de antecedentes y estudios de seguridad

21. ¿Qué papel jugó mi equipo? ¿Quién es?

El Carpintero Cumplido es lo que es gracias al equipo que hemos formado. A diferencia de muchas empresas de carpintería, nos preocupamos mucho por la cultura organizacional y la gente. Creamos equipos colaborativos, sin envidias, generosos, creativos y con un fin común: la felicidad de nuestros clientes. Si el cliente está feliz, ¡cumplimos!

22. ¿Cuál es mi sello personal? ¿Qué me diferencia del resto?

Soy extremadamente inquieto por el conocimiento y por crear cosas. Soy una persona que le gusta ejecutar y comprobar si las cosas van a funcionar o no, eso solo se logra haciendo.

23. ¿Qué he aprendido de todo esto?

Que la vida es muy corta como para no explotar todo tu potencial en hacer cosas gigantes que aporten a la vida de otros. Debemos dejar una marca positiva en este mundo, ayudar y enseñar lo que sabemos a los demás. Debemos ser el canal para mejorar la vida de otros.

Si conoce historias de emprendedores y sus emprendimientos, escríbanos al correo de Edwin Bohórquez Aya (ebohorquez@elespectador.com) o al de Tatiana Gómez Fuentes (tgomez@elespectador.com).

Síguenos en Google Noticias