Falta celeridad en la ejecución de los recursos para atender la pandemia: Contraloría

Noticias destacadas de Economía

La entidad reveló este viernes los costos económicos y sociales que causará la emergencia sanitaria en el país.

Durante el foro “¿Cuánto le está costando la pandemia a la Nación?”, que se realizó este viernes, el contralor general, Carlos Felipe Córdoba, mencionó las cifras económicas de la emergencia reflejadas en pérdidas de empleo, déficit de las finanzas públicas y aumento de pobreza.

Sobre la pobreza monetaria dijo que, de acuerdo con las cifras del DANE, en 2018 fue del 27,0 %, es decir, 13 millones 73 mil personas. “El Marco Fiscal de Mediano Plazo 2020 la calcula en 32,1 % y la Cepal en el 32,5 %, con lo cual la pobreza aumentará en cinco puntos porcentuales”.

Respecto a la vigilancia y control sobre los recursos presupuestados por el Gobierno para atender la emergencia, se han destinado $2,8 billones, incluidos los $25,5 billones del FOME y $3,25 billones de capitalización del Fondo Nacional de Garantías.

Además, están contemplados $124.000 millones por subsidio de servicios públicos y $900.000 millones de reasignaciones presupuestales. La Contraloría manifestó su preocupación por falta de celeridad en la ejecución de estos recursos.

“La entidad ha advertido y controlado la posible desviación presentada en algunos ejecutores tanto nacionales como territoriales", se lee en el comunicado de la Contraloría que agrega que, de los $5,5 billones de contratación para atención de la pandemia, “ha encontrado presuntos sobrecostos por más de $500.000 millones".

Por otro lado, Carlos Felipe Córdoba, contralor general, dijo que la deuda pública de Colombia podría crecer, por lo menos, en 10 puntos del PIB.

Córdoba explicó que el cálculo de un crecimiento de la deuda está basado en el análisis sobre la manera como se afectarán los límites señalados inicialmente por el Marco Fiscal de Mediano plazo. “Por eso, en reciente informe al Congreso y al presidente de la República recalqué que el reto de la política fiscal a mediano plazo es reorientar el gasto público para elevar la capacidad productiva, diversificar la producción y aumentar la productividad y la competitividad de la economía”.

El funcionario agregó que el reto es grande si tenemos en cuenta que, al cierre de 2019, la deuda pública bruta ascendía a $607,29 billones, es decir, 57,2 % del PIB. De acuerdo con cifras de la entidad, la deuda total, $239,45 billones corresponden a deuda externa (22,5 % del PIB) y $367,84 billones a deuda interna (34,6 % del PIB).

La declaratoria de emergencia sanitaria y de dos emergencias económicas y sociales causarán "un retroceso de 10 años en el avance logrado en temas como la distribución del ingreso, la mejora en los índices de empleo formal. Los sectores más vulnerables y las empresas medianas y pequeñas se verán sensiblemente afectados”, indicó el contralor.

Respecto al proyecto de Hidroituango, el contralor dijo que “es importante generar e iniciar las obras, pero quienes han cometido errores tienen que pagar por ello. No puede haber detrimento al patrimonio y tiene que recuperarse la plata de los antioqueños”. Agregó que espera que hacia finales de este año se haga imputación de cargos en el caso “para fallar este proceso de responsabilidad fiscal en 2021”.

Comparte en redes: