Publicidad
28 Jan 2022 - 6:30 p. m.

El Banco de la República se saca los guantes: tasas de interés suben a 4 %

La junta directiva decidió subir sus tasas de interés, que para diciembre de 2021 estaban en 3 %, a 4 %. Este es el incremento más duro en años en este indicador y está pensado para hacerle frente al ritmo galopante de la inflación. El Banco proyecta que en 2022 la economía crecerá 4,3 %.
Imagen de referencia.
Imagen de referencia.
Foto: Getty Images/iStockphoto - karammiri

La junta directiva del Banco de la República tomó la decisión este viernes de incrementar sus tasas de interés en 100 puntos básicos, llevando el indicador hasta 4 %, el incremento más duro en años.

La decisión se tomó por mayoría de cinco miembros de la junta que votaron por el incremento de 100 puntos básicos, mientras que dos se inclinaron por una subida de 75 puntos básicos.

Lea también: El otro partido del día: Banrep podría subir fuertemente los intereses

Hay que recordar que en la pasada reunión de la junta, el 17 de diciembre del año pasado, las tasas de interés fueron elevadas hasta 3 %.

Con el incremento de este viernes, el banco central colombiano ha realizado cuatro aumentos de sus tipos de interés desde septiembre del año pasado, cuando estos se encontraban en uno de sus puntos históricos más bajos (1,75 %).

Las acciones tomadas por la junta este viernes superaron las expectativas del mercado que, según la Encuesta de Opinión Financiera de Fedesarrollo, ubicaba la nueva tasa de interés en 3,75 %, de acuerdo con 54,8 % de los encuestados en este sondeo.

De acuerdo con Leonardo Villar, gerente del banco central, en la discusión que terminó con este histórico aumento se tuvieron en cuenta varios elementos, entre ellos que la inflación total continuó su tendencia al alza, con un comportamiento que cerró en 2021 con una variación mensual 30 puntos básicos por encima de las propias proyecciones de la entidad.

Le puede interesar: Inflación en Colombia cerró el 2021 en 5,62%

A su vez, el ministro de Hacienda, Juan Manuel Restrepo, aseguró que “el grueso de la decisión responde a un aumento en las expectativas de precios, al aumento de precios del mes de diciembre, a la manera como se van generando las expectativas de la economía y al contexto internacional”.

El equipo técnico del Banco proyecta que la inflación cerrará 2022 en 4,3 %, aunque reiteró su compromiso con mantener una meta de este indicador en 3 %, “para lo cual seguirá tomando las decisiones requeridas a fin de asegurar la convergencia de la inflación hacia dicha meta. Esta decisión es compatible con el dinamismo de una economía que se ha recuperado rápidamente y no requiere el mismo grado de estímulo monetario que el Banco oportunamente suministró a lo largo de la crisis ocasionada por el COVID”, aclaró la entidad a través del comunicado de prensa publicado después de la reunión de este viernes.

Le sugerimos leer: Economía colombiana crecerá 4 % este año, según BBVA Research

Para 2023, de acuerdo con las proyecciones del Banco, la inflación debería llegar a 3,4 %, muy cerca ya de la meta de 3 % fijada por la entidad.

De acuerdo con Villar, la economía colombiana cerrará 2021 con una expansión cercana a 10 %. “Con este crecimiento, el PIB de 2021 superaría en niveles al de 2019 y los excesos de capacidad estarían por cerrarse”. Así mismo, el Banco proyecta que para 2022 la economía colombiana crecerá a un ritmo de 4,3 %.

Según lo explicado por el ministro de Hacienda, es probable que estas nuevas tasas se vean reflejadas en los créditos de consumo de los hogares colombianos en aproximadamente seis u ocho meses. Sobre el último aumento explicó que la cartera hipotecaria adoptó 35 de los 125 puntos básicos, mientras que otras carteras lo hicieron por el orden de los 96 puntos. Con esto da a entender que el impacto que tenga esta decisión dependerá de la naturaleza de cada producto financiero.

Sobre la revelación que hizo el Banco de la República, Scotiabank Colpatria aseguró que espera que a futuro la subida de la tasa de interés sea aún más acelerada, llegando incluso a niveles entre 5 % y 5,5 %, para junio de este año. “La próxima reunión será en marzo pero ya nos anticiparon que la tasa de interés de largo plazo, esa que llaman neutral, también subió según los últimos cálculos del staff del Banco de la República por lo que seguramente la tasa de interés terminal de este ciclo de subida de tasas de interés va a ser mayor al del 5 % estimado inicialmente, es decir, entre 5.5 % o 6 %”, dijo.

BBVA Research también se sumó a la previsión de que las tasas volverán a subir en los próximos meses. “Consideramos que el escenario de tasa terminal del 5,75% en nuestro pronóstico en el actual ciclo podría ser mayor por una mayor persistencia y magnitud de los choques a la inflación. Sin embargo, la incertidumbre sobre la dinámica de la actividad podría jugar un papel relevante, especialmente una vez los indicadores de actividad comiencen a moderarse”, comunicó.

La inflación, el gran problema

Las decisiones que viene tomando el Banco desde septiembre del año pasado tienen como objetivo cercarle el paso al crecimiento de la inflación, que lleva una trayectoria ascendente desde, por lo menos, mitad de 2021.

Según lo detallado por el gerente del Banco de la República, es claro que en gran medida el aumento de los precios obedece a presiones extranjeras, como lo ha sido el incremento de los precios internacionales, del transporte y de los comodities. No obstante, otra parte de esto también es por fenómenos nacionales, como los ocurridos en el sector agropecuario.

“Las proyecciones de inflación sugieren que la de alimentos, que fue alta en 2021, empezaría a ceder desde el segundo trimestre de 2022, pero que empezaría a ser remplazada por la inflación de otros productos afectados por esos procesos de indexación. Por eso la proyección de inflación básica que hace el equipo técnico es una proyección al alza, a diferencia de la inflación de alimentos y regulados que es a la baja”, explica.

De acuerdo con el DANE, los precios de los alimentos y bebidas no alcohólicas fue la categoría que más subió en 2021, con un alza del 17,23%. De hecho, fue el rubro que más contribuyó al encarecimiento de la canasta familiar, explicando casi la mitad del dato total de inflación (2,73 de 5,62).

Si bien el alza de tasas de interés buscan contener la inflación, que llegó a 5,62% durante 2021, también tendrá consecuencias en diferentes segmentos de la economía colombiana.

Por ejemplo, hay un temor latente de que el alza de tasas del Banco de la República implique una economía menos dinámica en 2022, lo que puede impedir que se logre la plena recuperación del empleo que se perdió durante la pandemia. De hecho, la tasa de desocupación sigue en dos dígitos (10,8 %) y ya muestra signos de desaceleración (en su reducción).

Durante la rueda de prensa de este viernes, el ministro Restrepo aseguró que las decisiones del Banco no significan que “la política monetaria no seguirá siendo expansionista. A pesar de la decisión de este viernes, la tasa real sigue siendo negativa, con lo cual se seguirá contribuyendo al dinamismo de la economía. Es claro que estamos en un proceso de ajuste y que la magnitud del apoyo que le da la política monetaria a la recuperación se está reduciendo, pero queda un trecho importante en el proceso de normalización”.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.