Operadores piden dejar al próximo Gobierno la subasta que impulsaría mejores servicios móviles

Asomóvil, que reúne a Claro, Movistar y Tigo Une, afirmó que no es conveniente sacar adelante ese proceso a "marchas forzadas", luego de que la Superindustria recomendara aclarar varios puntos de las "reglas de juego" antes de seguir con la subasta.

Según el último informe del Mintic, en el país hay tres millones de conexiones a internet móvil 3G a través de planes con los operadores, frente a 6,8 millones de conexiones de 4G en la misma modalidad. Pixabay

El gremio de operadores móviles Asomóvil, que reúne a Claro, Movistar y Tigo Une, pidió al gobierno actual dejar en manos de la administración entrante la subasta de espectro radioeléctrico, que es la “autopista” invisible por la que viajan las comunicaciones.

Hay que recordar que el proceso, en el que porciones de espectro se asignan a las compañías para que los exploten y desplieguen servicios de comunicaciones, ha sido considerado fundamental para aumentar la calidad y cobertura móvil con tecnología de cuarta generación (4G) en el país y, así, promover el cierre de brechas entre las zonas urbanas y las rurales.

Las más codiciada en el marco de esa puja es la banda de 700 MHz porque permite grandes coberturas y altas velocidades, dos características muy difíciles de encontrar juntas en el espectro.

Lea también: ¿Cómo promover la inversión en TIC y telecomunicaciones?

Los privados consideran que “en un proceso de tal magnitud y estando a menos de 27 días del inicio del nuevo Gobierno, no es oportuno definir de manera apresurada y sin claridad las condiciones de la subasta”. Añaden que no se han concretado las peticiones que habían hecho para afianzar la inversión en el sector, como hacer más flexible el acceso a celulares de 4G. Sobre eso, la Comisión de Regulación de Comunicaciones anunció que tomará una decisión durante este mes.

Para profundizar en lo anterior, le puede interesar: Este mes se sabrá si vuelven descuentos en compra de celulares a cambio de una suscripción

La última subasta de espectro se llevó a cabo en 2013, permitió el despliegue de la tecnología 4G y dejó para la Nación recursos por $700.000 millones, al tiempo que el mercado pasó de tener tres operadores a ocho.

Asomóvil se pronunció sobre la próxima subasta luego de que se conociera el concepto de la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC), en materia de competencia, respecto al nuevo proceso. La gran conclusión de ese concepto es que el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (Mintic) debe aclarar varios puntos de los pliegos de la subasta, así como tomar medidas y precauciones para promover la competencia y evitar riesgos de colusión.

En su comunicado, el gremio de operadores también reclama “mejores prácticas” alrededor del proceso: “Extrañamos la cuidadosa aplicación del principio de transparencia, por cuanto a la fecha la industria desconoce los términos y condiciones finales de la resolución antes mencionada. El Ministerio publicó dos versiones para comentarios, pero no dio respuesta formal a las dudas de la industria”.

Asomóvil señala que quedaron pendientes otras necesidades del sector, como el regulador convergente y la ampliación de los tiempos de licencia del espectro a 20 años. Estas propuestas intentaron pasar por el Congreso de la República, pero, debido a los cambios sustanciales que, según el gobierno, hizo el ponente, senador Mario Fernández, sobre el proyecto de articulado, el mismo Mintic retiró la propuesta. Sacar a adelante un regulador acorde con las nuevas tecnologías y formas de consumo recaerá ya sobre el próximo gobierno.

Sobre lo anterior, le puede interesar: ¿Por qué no prosperó la creación de una nueva autoridad para las comunicaciones?

Por el momento, el Mintic no se ha pronunciado sobre la petición de Asomóvil ni sobre el esperado concepto de la SIC.

De la subasta de espectro de 700 MHz y 1.900 MHz se empezaron a conocer detalles en 2015. Ese año terminó la “limpieza” (mover otros actores presentes en las frecuencias) de las bandas, por lo que quedaron listas para entregarse. Se esperaba que el proceso se iniciara en 2016, pero públicamente eso no sucedió hasta 2017.

Para conocer más sobre el inicio del proceso, lea también: ¿De qué depende ahora que sus llamadas e internet se caigan menos?