12 Apr 2021 - 9:00 p. m.

La Bienal de Arquitectura de Venecia regresa, tras un año de aplazamiento por la pandemia

La edición número 17 de la Bienal de Arquitectura de Venecia, que se celebrará del 22 de mayo al 21 de noviembre y que contará con la participación de más de 40 países, abrirá al público luego de un año de aplazamiento por la COVID-19. Centrada en el tema de cómo convivir en un mundo de desigualdades, la exposición contará con detallados protocolos de seguridad para evitar la propagación de los contagios entre los visitantes y los trabajadores.

Agencia EFE

Agencia EFE

Laura Serrano-Conde

A pesar de la COVID- 19

La Bienal de Arquitectura tenía que haberse celebrado en mayo del año pasado, pero la pandemia y la necesidad de impedir aglomeraciones obligaron a los responsables a posponerla. “Ha pasado un año y estamos aquí para anunciar que la Bienal de Arquitectura de Venecia abre el 22 de mayo de 2021 (...). La presencia de quienes la visiten, así como de sus trabajadores, será regulada con protocolos de emergencia sanitaria anticovid”, dijo su presidente, Roberto Cicutto, en una rueda de prensa telemática para presentar la programación de este evento internacional.

Le puede interesar Slavoj Žižek y la solidaridad global, una utopía necesaria en medio de un sinsentido

Cicutto insistió en que “este año que la Bienal ha tenido a su disposición no ha sido un año perdido, sino que ha servido para reflexionar sobre la emergencia y sobre cómo la arquitectura puede jugar un papel fundamental en el mundo posterior a la pandemia.”

¿Cómo viviremos juntos?

“El director de esta edición, el arquitecto, profesor e investigador libanés Hashim Sarkis, propuso como título How will we live together? (¿Cómo viviremos juntos?) antes de la pandemia, pero las “casualidades” han hecho que la pregunta sea de total actualidad, pues el coronavirus ha modificado la forma de vivir. “La crisis climática, la polarización política y las desigualdades económicas y sociales nos hicieron proponernos esta pregunta para responder al papel que juega la arquitectura en el mundo. Este año esta reflexión es aún más importante”, comentó. Esta edición contará con la participación de 46 países, entre ellos Perú, Uruguay, Argentina, Chile y España, y por primera vez lo harán Azerbaiyán, Granada, Irak y Uzbekistán.

Lina Bo Bardi, León de Oro a la Memoria

La arquitecta ítalo-brasileña Lina Bo Bardi será galardonada con el León de Oro a la Memoria, un premio con el que se reconocerá su carrera desarrollada entre Italia y Brasil, al tiempo que elogiará el papel del arquitecto como profesional que facilita la sociabilidad.

Bo Bardi estudió arquitectura en Roma y después trabajó unos años en Milán hasta que emigró a Brasil en 1946 junto a su esposo, el crítico e historiador del arte Pietro Maria Bardi. Entre sus obras más destacadas en este país se encuentran la Casa de Cristal o el Museo de Arte Moderno de São Paulo (MASP). “Si hay un arquitecto que mejor que ninguno otro representa el tema de la Bienal de Arquitectura 2021 esa es Lina Bo Bardi. Su carrera como diseñadora, editora, comisaria y activista nos recuerda el papel de la arquitecta como creadora de visiones colectivas”, explicó Sarkis en las motivaciones del galardón. El León de Oro y el resto de premios a los participantes se anunciarán el 22 de mayo.

Le sugerimos la primera parte del especial “El arte cuida a la gente”, una investigación sobre cómo se ha comportado el sector cultural en este año de pandemia

Argentina, Perú, España

Dos días antes de que la Bienal abra al público, los distintos participantes presentarán sus propuestas en los Giardini venecianos, en el anexo Arsenal y en el Centro Histórico de Venecia, pero además habrán 17 eventos colaterales de organizaciones e instituciones que conversarán sobre cómo construir un mundo más generoso. Poco se sabe de estos proyectos, pero algunos pabellones, como los de Argentina, Perú o España, ya han adelantado algunas píldoras. Argentina, por ejemplo, presentará una Casa infinita para exponer al público que cada persona cree que vive en su casa, pero al final todos lo hacen en una gran casa compartida con jardines, montañas y praderas, con espacios compartidos que se pueden recorrer a pie, en bicicleta, en coche, en tren, en barco o en avión. Perú hablará de cómo las rejas condicionan los espacios públicos y de cómo si se eliminan se puede fomentar la integración, mientras que España apostará por la “incertidumbre”, que da título a su propuesta, y por cómo adaptarse a las realidades cambiantes o desconocidas.

Poco se sabe de la apuesta de Chile, aunque sí se conoce que Alejandro Aravena, que ya dirigió la Bienal de Arquitectura de Venecia en 2016 y ganó ese año el Premio Pritzker, será uno de los arquitectos invitados.

Comparte:
X