25 Feb 2017 - 4:32 a. m.

“No les tengo miedo a los cambios”: Cristina Campuzano

La actriz se radicó en México para darle un nuevo rumbo a su carrera. No descarta regresar al país.

El Espectador

“No les tengo miedo a los cambios”: Cristina Campuzano

¿Por qué se fue del país?

La actuación es una carrera muy inestable y, como todas las carreras artísticas, necesita mucha disciplina y talento, pero definitivamente lo más difícil es que económicamente es una carrera de altibajos, y eso es algo que los actores tenemos que aceptar y afrontar con la frente en alto, porque a veces a uno le toca capotearla.

¿Cómo terminó estudiando en el Lee Strasberg Theatre and Film Institute?

Quería ir a estudiar fuera del país y el padrastro de una de mis mejores amigas, que fue mánager en EE. UU., me recomendó el Lee Strasberg Theatre. Me encantó su método y quería explorarlo. Además, me quería ir a Nueva York.

¿Qué la ha atraído del cine?

La actuación natural: esa es la escuela que tengo, esa es la parte del arte dramático que más conozco y en la que más cómoda me siento, y el cine es una ventana en la que se puede mostrar ese tipo de trabajo. Visualmente siento que en el cine hay una mística muy especial y profesionalmente te puede abrir muchas puertas. Tienes oportunidad de hacer guiones muy interesantes, de contar las historias en lenguajes que no están limitados, como en la televisión. Además puede abrirte las puertas a nivel internacional. Para mí es como una forma muy bonita del arte, mucho más bonita de lo que se ve en televisión, aunque en la televisión también se hacen cosas maravillosas, pero se va mucho por el lado comercial, entonces en el cine hay cosas más profundas. Así es como yo lo veo.

¿Qué tipo de personajes le llama la atención interpretar?

Me encanta la comedia, fue lo primero que hice y lo disfruto mucho. Pero definitivamente me encantan los personajes que tienen una carga dramática alta, porque tocan mucho la memoria emotiva, la parte psicológica. Disfruto los personajes complejos, me exigen como actriz y por eso me gustan tanto. Me encantaría ser una asesina.

Hizo parte de la serie web “Mesa para camaleones”. ¿En qué varía la creación en este tipo de formatos?

El proyecto fue sólo un capítulo porque en cada uno hay personajes invitados distintos, pero fue muy divertido de hacer, fue como una ventanita de comedia que hace rato no hacía. Aunque fue corto, me divertí mucho, me encantó el formato. Fue la primera vez que hice una serie web. Realmente, a nivel actoral uno no nota mucho la diferencia, los guiones están muy bien escritos y contamos con buenos directores, entonces realmente fue como si estuviera trabajando en una serie para televisión. Fue interesante que las historias fueran cortas, que esto para comedia es perfecto de hacer. Aparte, fue un equipo de trabajo que me gustó y disfruté.

¿Cuál es su relación con las redes sociales?

Es de amor. Realmente soy bastante perezosa para las redes, pero he tenido que entender que es parte del negocio y de mi trabajo. Es muy bonito ver la respuesta del público, ver cómo está pendiente de mí, de mi carrera. Trato de mostrarme tal como soy, pongo cosas que me gustan. De hecho, a nivel político y a nivel de muchas posiciones siempre trato de decir lo que pienso, así pierda ciertos seguidores por razones políticas (risas). Soy muy celosa de hablar de mis relaciones, es muy poco lo que pongo con respecto a este tema, pero me gusta que vean a Cristina Campuzano distinta a los personajes, aunque siempre tratando de ser respetuosa de quienes están conmigo y de mi vida privada.

¿Por qué decidió irse a México?

México es un país que recibe muy bien a los colombianos y me ha ido muy bien. Hice un personaje corto en una serie que se llama La piloto. Me fui para allá porque me parece un país maravilloso. Siempre había querida trabajar fuera de Colombia y creo que es una buena plaza, donde no es fácil empezar de cero, pero me reconocen mucho por Correo de inocentes y Operación Jaque, pues de alguna manera fue salirme de mi zona de confort y de mi carrera construida en Colombia. Me llamó la atención porque aquí hay proyectos y buenas oportunidades. Realmente me quería ir a España, pero a veces uno hace planes y es Dios quien decide. Me gustan los retos y no les tengo miedo a los cambios. Extraño a mi familia, pero me gusta vivir experiencias nuevas.

En el país mantiene el negocio de ropa. ¿Ha pensado en algún momento dedicarse a ello?

Yo soy la que escoge la ropa, los showrooms y los cocteles, y es por eso mismo que no tengo página web, porque realmente el plus y el éxito de mi negocio es que soy yo la que hace todo, de manera manual, y como estoy en México eso está un poco quieto. Seguramente lo retomaré cuando regrese a Colombia. Pero por ahora tengo todas mis energías enfocadas en México. No pienso dedicarme a la empresa, por más que la actuación es muy inestable, y más con los cambios en el mercado y las adaptaciones que están teniendo los canales. Uno como actor siempre se pregunta por la opción de tener otras entradas económicas, y eso para mí es mi negocio de ropa. Es como algo alterno.

Ha estado muy activa con el sindicato de actores. ¿Cree que han logrado avanzar en la legislación para los actores?

No soy parte de la junta directiva ni nada del sindicato. Estuve en el equipo de Marcela Gallego y ayudé a promover la ley, pero realmente quienes están dedicando su tiempo y se meten de lleno y pelean por nosotros son los de la junta directiva. Apoyo 100 % al sindicato y valoro todos los esfuerzos que hacen por nosotros los actores. Por venirme a México, tristemente tuve que renunciar al comité de vigilancia de la Sociedad de Gestión de Actores. Creo que todos los actores debemos poner nuestro granito de arena para lograr las condiciones laborales que queremos. Espero que cuando regrese a Colombia pueda volver a ayudarles y seguir aportando mi grano de arena.

¿El acento ha sido un problema?

Sí, hoy en día lo exigen muchísimo, pero yo estuve en Colombia con un profesor de acento. Siento que a un nivel físico el tema es más exigente. A mí me gusta cuidarme, pero no soy el tipo de actriz de diente y cabello postizo, siento que se debe entrar un poco en el juego. Además es interesante ver cómo es el juego en otras plataformas.

¿Qué tiene previsto?

He hecho castings para series. México es un país interesante y ha sido chévere porque como soy una cara nueva no me tienen encasillada, entonces me ha permitido experimentar con personajes y ese es un hecho que me motiva a seguir trabajando afuera.

Síguenos en Google Noticias