28 Nov 2019 - 6:29 p. m.

Caso Nicolás Neira se reanuda con regaño de la jueza a abogado de exmiembro del Esmad

El fuerte pronunciamiento ocurrió tras el pedido de aplazamiento por parte del abogado del patrullero Néstor Rodríguez Rúa, señalado de ser culpable de la muerte del joven de 15 años. La togada recordó que han pasado 14 años desde que ocurrieron los hechos y no se ha llegado a la etapa de juicio.

Redacción Judicial

Yury Neira, padre de Nicolás, tuvo que radicarse en el exterior por su seguridad. Contagioradio.com
Yury Neira, padre de Nicolás, tuvo que radicarse en el exterior por su seguridad. Contagioradio.com

Mientras que a las afueras del complejo judicial de Paloquemao hay una pancarta y coronas en honor a Dilan Cruz, el joven que el pasado 25 de noviembre murió tras recibir en su cabeza un disparo de un artefacto lanzado por un miembro del Esmad, al interior, en los juzgados, se realizó una audiencia preparatoria en el marco del juicio de Néstor Rodríguez, un exmiembro de este escuadrón antidisturbios, por el asesinato de un menor de 15 años.

Se trata del caso Nicolás Neira, el joven que durante las marchas del 1° de mayo de 2005 perdió la vida luego de que el patrullero Rodríguez Rúa disparara con una trufly —arma lanzadora de gas usada por el Esmad— que golpeó la parte posterior de la cabeza del menor, según Medicina Legal. Han pasado 14 años desde los hechos y hasta ahora el proceso por presunto homicidio en contra del uniformado que disparó no ha llegado a la etapa de juicio.

(Puede ver: Corte Suprema decide sobre preacuerdo con agente que mató a Nicolás Neira

En la jornada de este jueves, la jueza de conocimiento que lleva el caso no permitió que se siguiera dilatando, luego de que el abogado del uniformado -quien tiene casa por cárcel y permiso de trabajo- pidiera una aplazamiento. El litigante argumentó que cerca de 60 pruebas le fueron descubiertas hace tan solo una semana, por lo cual no había tenido tiempo suficiente para estudiarlas y ordenar su análisis para contraargumentarlas.

“Me siento impedido para realizar una defensa técnica correcta y así garantizar los derechos de mi protegido”, señaló el defensor de Néstor Rodríguez, que luego procedió a enunciar las evidencias que no le fueron entregadas en la primera cita de revelación de pruebas y que habían sido consignadas en el escrito de acusación. Entre el material probatorio que no se le entregó a tiempo al defensor están varios oficios dirigidos a entes como Medicina Legal, Policía Metropolitana de Bogotá, Esmad, varias entrevistas, informes de investigación y fotos y videos.

::Justo antes de comenzar el juicio, caso de Nicolás Neira terminaría en preacuerdo::

Para el defensor, aunque el 11 de octubre se hizo el descubrimiento de la mayoría del material probatorio (casi 300 elementos) , la tardanza en la entrega de cerca de 60 pruebas era una razón suficiente para que la diligencia de este jueves se tuviera que posponer para una nueva fecha, pues, en su criterio, varias de ellas podrían ser parte esencial del caso. Al finalizar su intervención, el abogado le manifestó a la jueza que podría continuar con la diligencia, para hacer el descubrimiento de pruebas, pero pediría la nulidad del proceso ante la falta de garantías .

A pesar de esta especie de advertencia por parte de la defensa, la jueza negó la solicitud: “No voy a permitir que se siga aplazando. El proceso se ha dilatado y no voy a permitir que siga ocurriendo”. Luego pidió a las partes que revisaran la fecha de radicación de la acusación para resaltar que la diligencia se llevó a cabo en 2018 y solo hasta el 16 de septiembre de 2019 se hizo la audiencia de presentación del escrito de acusación. “Resulta lamentable que una actuación ocurrida hace 14 años ni siquiera haya finalizado su fase preparatoria”, concluyó la togada.

(Puede ver: Integrantes del Esmad probarían participación de patrullero en asesinato de Nicolás Neira)

Por otro lado, la Fiscalía reconoció que solo hasta el 20 de noviembre de este año se entregó la totalidad del material probatorio enunciado. No obstante, aseguró, que la mayoría de dicho material entregado hace una semana no tenía la vocación probatoria, por lo que la el trabajo de la defensa no se tendría que ver afectado. De igual manera, aseguró que el 11 de octubre habían terminado las diligencias de descubrimiento de pruebas y solo hasta el 19 de noviembre la defensa advirtió que la entrega había sido incompleta. Ante este faltante, según el ente acusador, se llamó a los investigadores de la defensa para entregarles el resto del material probatorio el 20 de noviembre.

Superado el impase, la jueza le dio la palabra a la defensa del uniformado. En su intervención, el abogado reveló que para el juicio llamará a 13 personas para testificar, además de Néstor Rodríguez Rúa si es necesario,. De igual manera, aseguró que aportará un informe pericial que no había sido concluido y varios oficios de entidades como la Policía Nacional, el Esmad, entre otros, de los cuáles solo había tenido respuesta de tres entes hasta el momento de la audiencia. En todo momento, el abogado hizo enfasis en que no tenía todas las pruebas que usaría en el juicio debido a que el material probatorio se lo revelaron a su totalidad apenas una semana antes de la diligencia. 

::Muerte de Nicolás Neira motiva destitución de agentes del Esmad::

Antes de que la Fiscalía procediera a leer las 62 solicitudes de pruebas que tiene, la jueza propuso que se suspendiera la audiencia para darle una última oportunidad al abogado del uniformado para presentar todas las pruebas necesarias para una correcta defensa. De esta manera, la audiencia preparatoria se reanudará el próximo 3 de diciembre. 

Tras 14 años de los hechos, el caso de Nicolás Neira no ha tenido mayores avances en la justicia ordinaria. Sobre todo debido a un presunto intento de encubrimeinto, denunciado por el miembro del Esmad Stiwal Cubides. En 2009, el uniformado confesó ante la justicia que en el interior de la Policía se quiso encubrir el asesinato."Los comandantes del Esmad (dieron) la instrucción sobre lo que teníamos que decir en la declaración que hicimos en la Sijín. Todos declaramos que el menor de edad se tropezó y se golpeó con un bolardo en la cabeza”, señaló el uniformado en su momento.

Esta revelación le dio un impulso al caso, que tiene como principal señalado del asesinato al patrullero Néstor Julio Rodríguez Rúa. Incluso, la Fiscalía llegó a un preacuerdo con el acusado. En esa negociación, el uniformado, aceptando la autoría del crimen, recibiría una rebaja de la pena. A cambio, la Fiscalía quitaría el dolo (la culpa) sobre el homicidio, para declararlo involuntario.

::Imputarán cargos a agente del Esmad comprometido en muerte de Nicolás Neira::

Aunque dicho acuerdo fue avalado en un primer momento por el Tribunal Superior de Bogotá, la Sala Civil de la Corte Suprema, gracias a una tutela del padre del menor, Yuri Neira, lo tumbó. Esto debido a que en los casos de delitos contra menores de edad, la Fiscalía no puede ofrecer beneficios a los investigados, como lo ha mencionado en reiteradas ocasiones la Corte Constitucional. Por esta razón, Néstor Julio Rodríguez Rúa está ad-portas de enfrentar su juicio.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.