Publicidad
16 Dec 2021 - 11:47 p. m.

La segunda oportunidad que el ICBF le ofrece a los jóvenes en resocialización

Una alianza entre el British Council y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), abre la posibilidad a jóvenes que hayan tenido problemas con la justicia para que se resocialicen. La apuesta busca que entren al mercado laboral y se disminuya la delincuencia juvenil.
El programa es una iniciativa del ICBF y del British Council
El programa es una iniciativa del ICBF y del British Council
Foto: Jhordan C. Rodríguez

En Cúcuta, Medellín y Cartagena está iniciando un programa piloto para ayudar a jóvenes en proceso de resocialización a que se adapten nuevamente a la sociedad y se preparen para entrar a la vida productiva. Esta iniciativa es creada por el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), en alianza con el British Council, y juntos buscan que aquellos que tuvieron problemas con la justicia, tengan las mismas oportunidades y no sean discriminados por su pasado.

Lea también: ICBF ha atendido a 111 menores reclutados por alias ‘Otoniel’ y el Clan del Golfo

El nombre del proyecto es “Conexión Futuro” y pretende beneficiar al menos a 120 adolescentes y jóvenes egresados de los Sistemas de Responsabilidad Penal para Adolescentes (SRPA) en las tres ciudades, con el fin de apoyarlos en el proceso de inclusión. Una de las mayores apuesta de la alianza es que el programa sirva, principalmente, para reducir los índices de reincidencia de los jóvenes en la criminalidad.

Según las cifras del ICBF, durante 2021 han salido de todos los SRPA de Colombia al menos 4.850 jóvenes; aun así, todavía quedan 8.327 en el sistema. Por otra parte, de acuerdo con el instituto, entre 2016 y 2020, el 19.8% de los egresados, reinciden en actos delincuenciales, algo que el proyecto busca acabar con la implementación del modelo de reintegración.

Podría interesarle: La Guajira es donde se reportan más casos de desnutrición en menores de 5 años

Según un vocero del ICBF, lo que buscan con la iniciativa es “cualificar el acompañamiento que se les hace a los y las adolescentes egresados del sistema; asimismo, fortalecer los procesos de inclusión social y reducir la incidencia en el delito”. De la misma manera, el vocero afirma que durante el proyecto, los jóvenes beneficiarios tendrán acompañamiento psicosocial, todo para fortalecer las habilidades en comunicación y puedan aprender a resolver mejor sus problemas.

El programa en las tres ciudades es, por ahora, un piloto, pues como sostiene el vocero, “la ideas es evaluar esta implementación y poderla ampliar a otros territorios”. Igualmente, el vocero del ICBF dijo que la razón de iniciar la prueba en Cúcuta, Medellín y Cartagena es porque el ICBF detectó que es donde se encuentran las poblaciones con dinámicas delincuenciales distintas, pero, según el instituto, “la idea es extenderlo a las demás ciudades del país”.

Aun así, esta alianza no está asegurada para el futuro, pues, por ahora, el proyecto se mantendrá hasta agosto de 2022, cuando el primer grupo de jóvenes culmine el programa.

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.