A Bogotá le hace falta el “sí” de la alcaldesa para que se reactiven los bares

Noticias destacadas de Bogotá

Pese a que se han logrado avances para concretar el piloto de reapertura de los bares, discotecas y gastrobares en la capital, la ciudad depende del visto bueno de la alcaldesa. Asobares asegura que la reactivación de su sector no tendría un mayor impacto en el sistema de salud.

El gremio de los bares, gastrobares y discotecas en la capital ha vivido días de incertidumbre, pues aunque la Secretaría de Desarrollo Económico comunicó que este fin de semana arrancará el piloto de reactivación, trinos de la alcaldesa de Bogotá parecen ir en contravía.

Lea también: Bares en Bogotá comenzarán a abrir este fin de semana

“Apenas estamos avanzando en la vacunación. Las mesas técnicas con el sector de los bares para mejorar en ventilación y consumo responsable apenas van avanzando. Por ahora no hay autorización de reapertura general de bares, rumba y discotecas. No podemos arriesgarnos a un tercer pico”, dijo.

Lo cierto es que desde el Distrito hay voluntad de consolidar el piloto, pues ese fue el acuerdo al que se llegó con los propietarios de determinados establecimientos comerciales, quienes salieron a marchar tras el cierre de los gastrobares.

Le puede interesar: El dilema para reabrir los bares en Bogotá

Del mismo modo, en la página de reactivación económica ya se encuentra el botón de registro para este tipo de comercios. La secretaria de Desarrollo Económico, Carolina Durán, explicó hace unos días que inicialmente participarán 2.000 establecimientos, los cuales representan el 10 % de los 20.000 que están en Cámara de Comercio.

Lo que sigue, argumenta, es que el Distrito obtenga de parte del Ministerio del Interior el protocolo para la reactivación, el cual se espera recibir este jueves. Lo siguiente sería el “sí” de Claudia López, quien para entonces tendría todo listo para dar luz verde.

Por sus trinos, a la mandataria le preocupa que abrirle las puertas a la operación de este renglón de la economía termine llevando a Bogotá a enfrentar el tercer pico de la pandemia, y más si se tiene en cuenta que el sistema de salud aún no sale de la alerta naranja, ya que la ocupación total de camas UCI se encuentra en el 60,6 %, mientras que las que están destinadas a pacientes COVID-19 registran un 53,4 %.

Según Asobares, no hay argumentos que sustenten el temor de la alcaldesa, ya que no existe una modelación de cupo epidemiológico que indique que tal acción sería el pase para que se dé la tercera ola. “Exigimos esos resultados, puesto que, según nuestras estimaciones, la apertura del sector no impactaría en mayor medida al sistema de salud de la ciudad”, manifestaron.

Otro argumento que utiliza Asobares, es que en más de 700 municipios y ciudades de Colombia los bares, discotecas y gastrobares ya se encuentran activos gracias a pilotos. “Bogotá es la única ciudad capital que no los ha implementado”, señalan al agregar que esto ha impactado la operación de 8.000 establecimientos y el trabajo de más de 60.000 personas.

“La secretaría de salud, ayer martes 9 de Marzo, dijo que no se opone a la realización de las pruebas piloto, pero que es una decisión que le corresponde directamente a la Sra. Alcaldesa”, detalló.

Asobares también considera que este piloto de reactivación es una deuda vieja que les debe la ciudad, pues aseguran que el mismo debió iniciar en octubre, con la gradualidad presentada para que los establecimientos con venta solo de licor pudieran operar bajo el protocolo de la Resolución 1569 del Ministerio de Salud.

Aunque aún no se conoce a detalle los protocolos de bioseguridad que regirán en Bogotá, una vez se implemente el piloto, se sabe que estos incluirán la prestación del servicio en lugares ventilados (al aire libre o con sistemas de ventilación), con separación de dos mesas entre mesa y mesa, prohibición del baile y venta de cover con anterioridad para evitar aglomeraciones en la vía pública.

Comparte en redes:

Temas Relacionados

Bogotánoticias de Bogotá