Condenan a 27 años de prisión al mayor (r) Juan Carlos Meneses

El oficial retirado de la Policía fue condenado por el homicidio de Camilo Barrientos en Antioquia en 1994.

El mayor (r) Meneses es testigo clave en el caso de Santiago Uribe.Colprensa

El juzgado cuarto penal del circuito especializado de Antioquia condenó al mayor (r) de la Policía, Juan Carlos Meneses, a 27 años de prisión por el asesinado de Camilo Barrientos en febrero de 1994 en Yarumal (Antioquia). Se trata de una condena clave en la investigación que adelanta la Fiscalía por el caso de Los Doce Apóstoles. (En contexto: Otro lío para el mayor (r) Meneses)

El caso por el que fue condenado el oficial retirado de la Policía ocurrió el 25 de febrero de 1994. Mientras manejaba una chiva entre el municipio de Yarumal y Campamento (Antioquia), dos de los pasajeros que transportaba Camilo Barrientos le pidieron que detuviera la marcha del vehículo. Con la chiva detenida a un lado de la carretera, los sicarios le dispararon y acabaron con su vida.

La investigación por la muerte del conducto comenzó de inmediato. El ente investigador recopiló testimonios de familiares, amigos y pobladores del sector que le explicaron que en la región existía un grupo de paramilitares quienes, con ayuda de la fuerza pública y ganaderos de la zona, estaban asesinando a miembros de las Farc. Y le dijeron el nombre del grupo: Los 12 Apóstoles. 

Camilo Barrientos, encontró la Fiscalía, era considerado como un auxiliador de la guerrilla y “tenía que ser eliminado”. Es más, ante el juez que condenó a Meneses, el ente investigador presentó un testigo que aseguró que Barrientos estaba en una de las listas de enemigos del grupo paramilitar que, con ayuda de la Policía, fueron acribillados.

Meneses dijo en varias diligencias judiciales que él sabía que a Camilo Barrientos lo querían matar, que estaba en la lista de “no deseados”, y que sabía del plan en contra del conductor. Sin embargo, admitió que le dijo a los hombres bajo su mando en la Policía de Yarumal que se quedaran “quietos”.

“Oportunamente Meneses tuvo conocimiento sobre el atentado que sobre la humanidad de Barrientos, y su "aporte" fue 'no hacer nada' para salvaguardar la vida de este ciudadano, a pesar de que sobre él se cernía en concreto el deber de protección”, se lee en la sentencia de condena contra el oficial retirado. 

El mayor (r) Meneses es uno de los testigos claves en el caso en contra Santiago Uribe Vélez, hermano del expresidente Álvaro Uribe Vélez. El próximo 13 de octubre comenzará el juicio en su contra por los delitos de concierto para delinquir y homicidio agravado. La Fiscalía sostiene que Uribe Vélez participó y apoyó a la banda de Los 12 Apóstoles. (El testimonio clave en el proceso contra Santiago Uribe)

Según las pruebas que ha logrado recopilar el ente investigador, la banda ejecutó un “plan de exterminio” en contra de sectores marginales de la población civil, como delincuentes, drogadictos o supuestos auxiliadores de la guerrilla. La Fiscalía tiene registros de casi 400 campesinos y pobladores asesinator, ocurridos entre 1990 y 1998 ,que habrían sido perpetrados por paramilitares. (A punto de iniciar el juicio de Santiago Uribe, su abogado pide su libertad)

Según las declaraciones de Meneses, Uribe Vélez patrocinó grupos paramilitares. Dijo además que, cuando llegó a comandar la Policía de Yarumal en 1993, su antecesor, el entonces capitán Pedro Benavides, le dijo que debía “colaborar” con un grupo de limpieza social de la región. Con el testimonio de Meneses, la Fiscalía ordenó la captura de Santiago Uribe.