Así transcurre el primer día de marchas de este 2020

hace 1 hora

¿Cuál es la verdad sobre las “chuzadas”?

En las últimas semanas los involucrados se han culpado entre sí. Es fundamental que los colombianos sepamos lo que ocurrió cuanto antes. / Foto: Óscar Pérez - El Espectador

Son gravísimas las denuncias sobre posibles “chuzadas” desde la Fiscalía a varias figuras públicas, incluyendo los negociadores de paz y las personas involucradas con el caso Mattos y Odebrecht. Igual de grave es la respuesta del exfiscal Néstor Humberto Martínez, quien ha denunciado un complot criminal en su contra y que pretende deslegitimar al ente investigador. En ambos casos es fundamental que los colombianos sepamos lo que ocurrió cuanto antes. Este escándalo ha puesto los reflectores sobre una Fiscalía que, lamentablemente, continúa en la interinidad ante la incapacidad de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) de suplir sus múltiples vacantes.

Las últimas semanas han estado llenas de acusaciones y respuestas: todos los involucrados se culpan entre sí. Primero fueron los exfuncionarios de la Fiscalía Fabio Martínez Lugo y Luis Carlos Gómez Góngora. Ellos aseguraron que, mientras fue fiscal general, Néstor Humberto Martínez obtuvo información a través de interceptaciones ilegales, según información revelada por Daniel Coronell y complementada por María Jimena Duzán en Semana. Dentro de los presuntos “chuzados” se encuentran Humberto de la Calle, Iván Cepeda, Álvaro Leyva y Piedad Córdoba, así como Álex Vernot, Luis Fernando Andrade, Jorge Perdomo y Julián Quintana.

Días antes de esas revelaciones, la Procuraduría había inspeccionado el despacho del fiscal Daniel Hernández, el del fiscal Álvaro Betancur, el departamento de sistemas y la sede de la plataforma Esperanza, con base en una denuncia anónima sobre posibles irregularidades. Sin embargo, esa diligencia tuvo que interrumpirse y a la fecha no ha podido ser realizada, al parecer por no cumplir con los requisitos procesales.

Después el exfiscal Martínez dijo que “se trata de una mentira del tamaño de una catedral (…). Nunca ordené un seguimiento”. También habló de un “plan criminal” en su contra. En respaldo de esta posición se encuentra un audio publicado por la W en el que se escucha a la exfiscal Hilda Niño Farfán, condenada por recibir sobornos para favorecer a paramilitares. Niño habla de cómo en La Picota están ofreciendo dinero a cambio de manchar el nombre de Martínez: “¿Qué es lo que están haciendo? Haciendo montajes, videos. Quieren acabarlo a él”. La exfiscal culpa a Carlos Mattos y su abogado, Álex Vernot, de estar detrás de esos intentos de desprestigio.

Por su parte, el fiscal encargado, Fabio Espitia, dijo que en su revisión no encontró “chuzadas” contra la mayoría de los mencionados y que solo ha verificado dos: una contra Álvaro Leyva, en 2013, y una contra Piedad Córdoba, en 2019. Sin embargo, como escribió Duzán, “técnicamente las ‘chuzadas’ ilegales son muy difíciles de detectar y, por eso, la única forma que hay para probar su existencia es a través de testimonios”. ¿Basta con la revisión del fiscal encargado?

Además, para terminar el cruce de versiones, Mattos anunció que demandará a la exfiscal Niño por haberlo acusado de estar buscando desprestigiar a Martínez.

Lo claro es que alguna de las partes está mintiendo y que, nuevamente, la Fiscalía enfrenta una crisis de legitimidad ante el público. Con el fantasma de las “chuzadas”, no del todo judicializadas en la época del DAS, es importante que las autoridades puedan explicar qué pasó en esta ocasión.

Es una lástima que la CSJ no haya llenado todavía sus vacantes, por lo que ya este año Colombia no tendrá nuevo fiscal. Sin demeritar el trabajo del fiscal Espitia, una institución tan importante no debe estar en la interinidad, mucho menos cuando se enfrenta a una crisis de este nivel. ¿Se pondrán al día los magistrados con esta deuda que tienen con Colombia? Ya es hora.

¿Está en desacuerdo con este editorial? Envíe su antieditorial de 500 palabras a [email protected].

Nota del director. Necesitamos lectores como usted para seguir haciendo un periodismo independiente y de calidad. Por favor, considere adquirir una suscripción digital y apostémosle al poder de la palabra.

894032

2019-12-04T00:00:00-05:00

article

2019-12-04T01:58:25-05:00

[email protected]

none

El Espectador

Editorial

¿Cuál es la verdad sobre las “chuzadas”?

46

7244

7290

 

La JEP, cada vez más sólida

La democracia estadounidense a prueba

Es hora de que la Corte permita el aborto libre