7 Nov 2019 - 1:31 a. m.

“¿De qué me hablas, viejo?”: así respondió Duque a pregunta sobre bombardeo en Caquetá

El jefe de Estado fue interpelado por un periodista en Barranquilla, a la salida de un evento al que asistía en esa ciudad. El comunicador denunció agresiones por parte de la Policía y la seguridad presidencial.

-Redacción Política (politicaelespectador@gmail.com)

“¿De qué me hablas, viejo?”. Esa fue la respuesta que le dio este miércoles el presidente Iván Duque Márquez a un periodista del diario El Heraldo, quien, a la salida de un evento en la ciudad de Barranquilla, le consultó por su posición sobre el bombardeo ejecutado por las Fuerzas Militares en el departamento del Caquetá, que dejó, según confirmó la Fiscalía, ocho niños muertos, un escándalo que, entre otras cosas, precipitó la renuncia del ministro de Defensa Guillermo Botero.

Le puede interesar: Renunció el ministro de Defensa tras escándalo por muerte de menores en bombardeos

El primer mandatario terminaba de saludar a algunos simpatizantes cuando Jesús Blanquicet, periodista judicial del diario barranquillero, lo abordó con su celular para grabar la respuesta de Duque. En un video que el comunicador publicó en su cuenta de Twitter se ve la reacción del jefe de Estado ante la pregunta del periodista, intenta ignorarlo, pero este le insiste.

“Presidente, el bombardeo, ¿qué pasó?”, le dice Blanquicet. Es en ese momento cuando Duque da la respuesta que, entre otras cosas, ha generado críticas por parte de varios comunicadores en Barranquilla que esperaban una declaración oficial por parte del Gobierno Nacional. El periodista también denunció ser objeto de agresiones por parte de la Policía y miembros de la seguridad presidencial luego de que se acercara a Duque y que la Fuerza Pública le ordenó al fotógrafo que lo acompañaba borrar las fotos que había tomado.

Lea también: Presión del Congreso impulsó salida de mindefensa

Lo revelado generó la indignación de diversos sectores políticos, mientras que los grupos más cercanos al Gobierno, como el Centro Democrático y el Partido Conservador, defendieron la decisión militar al señalar que era muy difícil determinar si en la zona en que iban a caer las bombas se encontraban menores de edad.

Ese hecho en particular, pero la suma de otros sucesos realizados desde las Fuerzas Militares, que fueron conocidos por la opinión pública a través de los medios de comunicación, fue un catalizador para que el ministro Botero presentara en la tarde de este miércoles su renuncia a la cartera que dirige. No obstante, en el Congreso queda pendiente la votación de la moción de censura, para la que, al parecer, había mayorías en el Senado de la República, luego de que varios partidos de la oposición, la U y Cambio Radical anunciaran su voto en contra de Botero.

Comparte: