Publicidad
23 Jul 2021 - 1:19 p. m.

Vecinos del metro de Bogotá dicen que primera línea es mal negocio para ellos

Este jueves los habitantes del barrio Santa Isabel se manifestaron exigiendo al Instituto de Desarrollo Urbano, a la Empresa Metro y a las alcaldías Local y Distrital cumplir con una mesa de diálogo y concertación para definir el futuro de estas obras.
Los habitantes protestan para que las diferentes entidades acuerden con ellos el proceso, las afectaciones y beneficios que trae este proyecto para el barrio Santa Isabel.
Los habitantes protestan para que las diferentes entidades acuerden con ellos el proceso, las afectaciones y beneficios que trae este proyecto para el barrio Santa Isabel.
Foto: Cortesía

La anhelada Primera Línea del Metro de Bogotá, que aún no ha iniciado su construcción, sigue generando incomodidad en algunos habitantes de la capital. Esta vez, las personas del barrio Santa Isabel, localidad de Los Mártires, denuncian que más de 2.800 vecinos serían desalojados por el inicio de la construcción de este proyecto sobre la calle 8 Sur, al costado norte del barrio.

Lea: Metro de Bogotá: han saqueado 200 de los predios adquiridos para la primera línea.

De igual forma, los habitantes denuncian que la Empresa Metro de Bogotá estructuró el proyecto de la Primera Línea del Metro elevado sin consultarlo con la ciudadanía y sin socializar el impacto que las obras tendrían en su barrio. Según las personas del sector, las obras harán que las viviendas que no sean compradas sufran una importante desvalorización, lo que implicaría, no sólo un desalojo masivo, sino afectaciones en el entorno y un posible detrimento patrimonial.

Para el jueves 22 de julio, se citó a la Alcaldía local, el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) y la Empresa Metro para establecer una mesa en donde se pudiese dialogar sobre el impacto y los acuerdos a llegar, pero a la reunión solo acudieron algunos representantes del IDU que anunciaron únicamente la compra de los predios requeridos para realizar la obra, hecho que molestó a la comunidad, pues exigen garantías por parte de la Administración.

Le puede interesar: Veeduría entrega recomendaciones sobre la primera línea del metro a Bogotá.

El concejal Carlos Carrillo (Polo Democrático) manifestó que estas afectaciones se generan por la improvisación de la Administración, la falta de estudios para el Metro y la ausencia de una verdadera participación ciudadana, lo que genera la destrucción del barrio, el entorno y el desalojo de varias familias.

“El IDU y la empresa Metro de Bogotá se burlaron de la comunidad e incumplieron el encuentro agendado con los vecinos de Santa Isabel. Descartan el diálogo y prefieren la represión. La alcaldía cuidadora de Claudia López no sólo le incumplió a la comunidad, también envió un bus lleno de Esmad. Menos mal es un gobierno alternativo”, dijo.

Lea también: IDU asegura que garantiza seguridad en los predios adquiridos para el metro.

Este no ha sido el único malestar que ha generado este proyecto. En días pasados, los habitantes de la localidad de Kennedy que viven en cercanía a los predios situados sobre la avenida Ciudad de Cali y avenida 68, manifestaron que los lotes que han sido adquiridos para la construcción de la Primera Línea del metro generan inseguridad y malestar en el sector.

Según ellos, estos predios inhabitados permiten que algunas personas saqueen lo que queda en estos lugares o los usen para tratar de ingresar a las viviendas que aún están habitadas. Por esto, el IDU y la Empresa Metro comunicaron que se ha aumentado el servicio de seguridad en este sector y que se han establecido algunos contratos que permiten la adecuación de los predios para iniciar la construcción de este proyecto.

Recibe alertas desde Google News