Consumo se recupera con fuerza en Bucaramanga y Medellín: BBVA Research

Noticias destacadas de Economía

A pesar de que todas las ciudades del país sintieron una fuerte caída en la demanda de productos y servicios a finales de marzo y durante todo abril, en algunas la contracción ya no es tan fuerte. Por departamentos destacan los Santanderes, Risaralda y Meta.

Ciudades como Bucaramanga y Medellín ya sienten una mejora en el consumo tras la reapertura de varios sectores económicos. Así lo evidencia un nuevo estudio del BBVA Research que construyó su propio indicador para tomarle el pulso a la economía colombiana en tiempo real con datos de transaccionalidad del banco.

Lea también: Así serán los tres días sin IVA y la suspensión del cobro del impoconsumo en restaurantes

Sin embargo, hay fuertes diferencias en esta dinámica en el país. Pues, por el contrario, ciudades como Cartagena, Barranquilla y Bogotá, donde todavía se mantienen medidas de aislamiento más restrictivas, siguen en terreno negativo. Cali, que también hace parte de este último grupo, empieza a mostrar mejoras.

Un análisis por departamentos concluye además que San Andrés es el más afectado en caída en el consumo y su recuperación está siendo más lenta que en el resto del país, a este le siguen Atlántico, Boyacá y Valle, con rezagos importantes; mientras que los Santanderes, Risaralda y Meta encabezan la lista por sus resultados. También se advierte que los municipios sin casos activos de COVID-19 tienen mejor consumo y se comportan de manera más destacada, algunos de ellos incluso se aproximan a cifras similares a las de 2019.

De acuerdo con el ejercicio del BBVA Research, la coordinación entre el gobierno central y los regionales ha sido clave en la recuperación económica. “Lo que podemos concluir, gracias a la aplicación del indicador que estamos presentando hoy BBVA Economic Tracker, es que la evolución del virus, el ritmo de desconfinamiento y la capacidad de implementación de la política pública, están definiendo el ritmo de recuperación de la economía colombiana que ya está en camino”, señaló Téllez.

Por sectores, combustible, transporte (ambos relacionados con la movilidad), restaurantes y vestuario (este particularmente se espera se active con la apertura piloto de centros comerciales) comienzan a evidenciar mejoras en los indicadores de gasto y se mantiene con dinamismo el consumo en bienes básicos esenciales como alimentos y aseo, además de medicamentos.

“El gasto en supermercados y droguerías continúa impulsando el consumo como lo hizo en la etapa de confinamiento total. Así mismo, la reactivación de algunos sectores de la economía comienza a reflejarse en el mayor gasto en combustible y transporte, que, a pesar de seguir en terreno negativo, aumentaron 15 % con respecto a abril. La recuperación es más lenta en el sector de restaurantes y vestuario, pero ya se ven los primeros brotes verdes”, afirmó Juana Téllez, economista jefe de BBVA en Colombia.

Cabe recordar que la economía colombiana experimentó una fuerte caída del consumo en todas las ciudades a finales de marzo y durante abril por el cierre del comercio como una de las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional para contener la propagación del COVID-19, lo que significó un daño sobre las ventas.

Comparte en redes: