Segunda vuelta presidencial no se aplaza: CNE

En la tarde de este jueves se espera conocer la determinación de la autoridad electoral frente a las denuncias presentadas por la campaña de Gustavo Petro alrededor de alteraciones en los formularios de escrutinio.

Extraído de Twitter.

Desde la noche del miércoles, el Consejo Nacional Electoral (CNE), con el apoyo del personal de la Registraduría, trabaja de prisa confrontando los documentos electorales en los que, según la campaña de Gustavo Petro, se habría presentado fraude en las elecciones a primera vuelta.  

En total, fueron 27 las reclamaciones expuestas ante el organismo por parte de la candidatura de la Colombia Humana, concernientes a 1.706 mesas de votación repartidas en 17 departamentos del país. Según las denuncias, se habrían presentado diferencias en los resultados inscritos en los formularios E14, es decir, las actas de escrutinio de mesa, y en los formatos E24, que corresponden las actas de las comisiones escrutadoras.

Contexto: Gustavo Petro denuncia presunto fraude en elecciones presidenciales

Al tener los requerimientos la misma casual de reclamación y provenir de la misma campaña, las entidades electorales optaron por aglutinar los casos en un mismo despacho para evacuarlos con la mayor prontitud posible y, de esta manera, poder llevar a cabo la segunda vuelta presidencial habiendo resuelto las denuncias sobre la primera jornada de elecciones.

A las 10 de la mañana de este jueves, la Sala Plena del Consejo está citada para decidir sobre los resultados de la verificación de los documentos y esta tarde se espera que se adopte una decisión concluyente.

Fuentes del CNE le confirmaron a El Espectador que los rumores que indican que una impugnación por parte de la Colombia Humana haría aplazar la segunda vuelta presidencial son falsos y “en ningún momento se va a atrasar el calendario electoral”.

Lea también: ¿Hubo o no fraude en las elecciones del domingo? La Registraduría dice que no

Durante la semana pasada, seguidores del candidato Gustavo Petro reportaron anomalías en dichos formularios, que se encuentran abiertos en la página web de la Registraduría. Estas alteraciones consistirían en modificar la raya, que funciona para señalar los espacios vacíos, y convertirla en un número que terminaría sumándole votos al candidato uribista, Iván Duque. Así:

La Registraduría aseguró los tachones o enmendaduras no configuran un fraude pues tienen que ver con “errores humanos” y que sin comparar con detenimiento los demás formatos electorales es imposible determinar si realmente hubo modificaciones fraudulentas.

Le puede interesar: Segunda vuelta presidencial para ‘dummies’: preguntas y respuestas

Expertos consultados por El Espectador coinciden en señalar que, ante una diferencia tan grande en votos entre el primero y el segundo aspirante -2,7 millones de votos-, es muy difícil concluir que la alteración que se viene denunciando implique un cambio en los resultados.

Por su parte, el candidato de la Colombia Humana reiteró el miércoles que, independientemente de lo arrojado por el CNE, en segunda vuelta también “haremos lo que nos corresponde, que es cuidar las urnas. Es nuestra obligación, nuestro deber y derecho”.

Lea también: Mitos y realidades de Iván Duque y Gustavo Petro

Le puede interesar:

 

 

últimas noticias