Publicidad
16 Mar 2022 - 7:19 p. m.

Homicidio de Santiago Murillo, el juicio que no ha iniciado por trabas constantes

El mayor Jorge Mario Molano, acusado por el homicidio del joven ibaguereño, cambió de abogado y lo primero que hizo, según la Fiscalía, fue negarse a recibir el material probatorio. La familia denuncia constantes obstáculos para iniciar un juicio que estaba fijado, inicialmente, para el pasado 25 de noviembre.
Milena Meneses durante cena familiar con su hijo, Santiago Murillo.
Milena Meneses durante cena familiar con su hijo, Santiago Murillo.

La Fiscalía advirtió al Juzgado Tercero Penal de Conocimiento de Ibagué una “conducta que le llama notablemente la atención”. El abogado Wilson Alexey Vallejo, nuevo defensor del mayor de la Policía Jorge Mario Molano, se negó a recibir el material probatorio que el ente investigador ha recolectado desde el 1 de mayo de 2021. Ese fue el día en el que Santiago Murillo, un joven estudiante de Ibagué, murió tras recibir un impacto de bala por parte, presuntamente, de Molano. Ese crimen tiene en juicio y prisión preventiva al uniformado, pero el avance judicial ha sido nulo desde septiembre pasado.

En contexto: Santiago Murillo: familia alerta por trabas para iniciar juicio de policía Molano

Molano fue acusado por homicidio en septiembre de 2021 y se esperaba que las audiencias preparatorias de juicio iniciaran el pasado 25 de noviembre. Sin embargo, más de tres veces se ha intentado comenzar la diligencia, cuyo objetivo es descubrir y fijar todas las pruebas que serán tenidas en cuenta en el juicio. Por ejemplo, podría entrar al debate un informe de policía judicial de la Fiscalía, en el cual quedó registrado que la bala hallada en el cuerpo de Murillo coincide con el registro en el arma de dotación de Molano. Hace poco más de un mes entró en escena el abogado Vallejo, quien se negó a recibir el material de la Fiscalía y, por tanto, el avance en el proceso penal está congelado.

El pasado 3 de marzo, las partes pactaron entregar los elementos probatorios al abogado Vallejo, quien aseguró desconocer los argumentos del ente investigador. Se le encomendó a un funcionario de la Fiscalía allegar las copias físicas y digitales, por lo cual viajó de Bogotá hasta Ibagué. Los mismos elementos ya habían sido entregados, desde el año pasado, al abogado Antonio París, quien renunció a la defensa de Molano tras quedar envuelto es un escándalo por supuestas maniobras dilatorias. Sin embargo, a pesar del esfuerzo de la Fiscalía, el abogado Vallejo se negó a conocer los documentos.

En contexto: La primera acusación de la Fiscalía a un policía por homicidio en el Paro Nacional

Según allegó la Fiscalía al Juzgado encargado del juicio, el abogado Vallejo explicó que no recibiría elementos dado que resultaría, en su concepto, un trámite extemporáneo. Así las cosas, el fiscal del caso pidió al juzgado “se realicen las acciones que en derecho correspondan y que su Despacho tenga a bien tomar, que permitan continuar con el normal desarrollo de las diligencias programadas dentro del asunto que nos ocupa, para que se imposibilite la continuación de actuaciones dilatorias por parte de quien ocupe la defensa del procesado”.

En diálogo con El Espectador, Milena Meneses, madre de Santiago Murillo, aseguró sentirse agotada, pues se suponía que desde noviembre iniciarían las audiencias preparatorias. “Siento desesperanza por momentos. Me hace sentir frustración, es agobiante, desesperante, frustrante. Es una sensación de impotencia, angustia, incertidumbre y zozobra. Hay momentos en que me siento optimista porque tengo el mejor equipo de defensa, pero cuando pasan estas cosas no deja uno de sentir este tipo de emociones. Son puras estrategias dilatorias, la verdad es que no tienen argumentos”, explicó.

Antecedentes: Mayor de la Policía a juicio por homicidio de Santiago Murillo en el Paro Nacional

La primera audiencia preparatoria estaba fijada para el pasado 25 de noviembre, sin embargo, de acuerdo con fuentes en la Fiscalía, la defensa de Molano solicitó una prórroga al juez, pues no tenía acceso a todo el expediente. En esa diligencia, el abogado París refirió que no habría obtenido el material necesario para realizar su trabajo, por supuestas negaciones de la Fiscalía, Infibagué, la Clínica Nuestra y el Juzgado 188 Penal Militar, cuya teoría del caso apuntaba a un patrullero que quedó en libertad hace unos meses. La Corte Constitucional, en medio de todo, ya decidió que el caso sea investigado por la Fiscalía.

La familia de Murillo esperaba, entonces, que este 2022 hubiese avances en el juicio contra Molano. Se fijó la nueva audiencia preparatoria de juicio para el pasado 27 y 28 de enero, sin embargo, las mismas diligencias resultaron suspendidas luego de que ni París ni Molano se presentaran. Fuentes en el ente investigador le confirmaron a este diario que, al parecer, el abogado del policía presentó una excusa por un accidente que tuvo. No obstante, la noticia tampoco fue bien recibida por la familia de la víctima. Ahora, el abogado Vallejo llega al debate y su carta de presentación ya, parece, haber colmado la paciencia del fiscal del caso.

“Dios no va a permitir que esto se quede así en su estado celestial, por mi parte, en mi estado terrenal, tampoco lo permitiré. Ya mi vida se convirtió en esto, no me importa si muero en el camino haciendo esto. Pueden hacer lo que sea, voy a agotar todo lo que tenga que agotar a nivel nacional e internacional. Estaré firme hasta el último día de mi respiro”, concluyó Meneses. Por su parte, Juan Pappier, representante de Human Rigths Watch, sentenció: “La estrategia ha sido dilatar, tergiversar y hacer trampa”

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias