Publicidad
16 Mar 2022 - 2:40 a. m.

“La mata del descaro”, Mindefensa sobre informe presentado por exfarc a la JEP

Este 15 de marzo se presentaron dos informes ante la jurisdicción especial que nació del Acuerdo de Paz con las Farc. En uno, la Fuerza Pública pide ser reconocida como víctima del Conflicto Armado; en el segundo, algunos excombatientes de la desaparecida guerrilla señalan que el Estado les vulneró derechos humanos en la guerra.
Cada una de las partes pidió ser reconocida como víctima del conflicto armado.
Cada una de las partes pidió ser reconocida como víctima del conflicto armado.
Foto: Mindefensa

Dos informes fueron presentados en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) en los que antiguos actores armados señalan que fueron víctimas de violaciones de derechos humanos durante el Conflicto Armado en Colombia. Uno de los documentos, presentado por excombatientes de las Farc, señala que miembros de la Fuerza Pública abusaron de su autoridad para atentar contra ellos. El ministro de Defensa, Diego Molano, mostró su descontento con la presentación de ese documento, mientras, a la par, acompañaba la entrega del segundo, en el cual los militares y la Policía piden que se abra un caso en el que se les reconozca como víctimas de la extinta guerrilla.

El informe “Crímenes de guerra y violaciones a los Derechos Humanos cometidos por las Fuerzas Militares y organismos de seguridad del Estado en el periodo de 1964 – 2016″, presentado por los excombatientes, busca que el Estado reconozca ante la JEP las presuntas violaciones a los derechos humanos hacia los entonces guerrilleros. Según manifestaron quienes presentaron este papel, “los hechos denunciados ante la JEP no son crímenes contra guerrilleros o guerrilleras: son crímenes contra la humanidad”.

Dentro de los delitos que habrían sido cometidos por los miembros de las Fuerzas Armadas, aseguran los excombatientes, están las ejecuciones extrajudiciales (falsos positivos), uso desproporcionado de la fuerza, uso de métodos ilícitos de guerra, tortura y tratos crueles a prisioneros, violencia sexual, hostilidades a familiares y a la población civil, entre otros. Adicionalmente, los exfarc señalaron en su informe que algunos de estos presuntos hechos se habrían presentado en el Cerro de Berlín en el año 2000, donde aseguran que hubo ejecución de guerrilleros por mano de uniformados.

Podría interesarle: “El glifosato fue un crimen de lesa humanidad”: Dejusticia

Estas aparentes violaciones por parte de uniformados, dicen los excombatientes, se habrían presentado en “el bombardeo a Martín Caballero; el bombardeo a Jorge Briceño; la ejecución de Alfonso Cano; y la tortura y malos tratos a prisioneros de las FARC-EP”. Con esto así, le pidieron a la JEP investigar cada caso para que “determine los máximos responsables para que exista reparación y no repetición”. Dentro de la reparación que buscan, dicen los firmantes, está el reconocimiento de responsabilidad y perdón por parte de la fuerza pública.

Los excombatientes piden que dentro de esa reparación, además, sea abolida la Justicia Penal Militar, la que, consideran, no administra ni aplica justicia en casos que involucran a la Fuerza Pública. “Exigimos a nuestros victimarios tener la misma gallardía con la que nos enfrentamos en el con conflicto para aportar ante la JEP en esclarecer los hechos denunciados”, dicen los exguerrilleros. Asimismo, sostienen que si los uniformados no reconocen su presunta responsabilidad estarían faltando al Acuerdo de Paz, ya que “omitir lo cierto de lo perpetrado desde el Estado colombiano en contra de quienes acudimos a la rebelión, sería incumplir lo acordado”.

Le recomendamos: JEP pide explicaciones sobre presencia de policías en audiencia de alias “Otoniel”

Por su parte, el informe que presentó la Fuerza Pública se tituló “Caminando hacia la verdad: verdad y dolor” y tuvo el acompañamiento del ministro de Defensa, Diego Molano. Dentro de su intervención en la JEP, el alto funcionario aseguró que “han sido 12.136 colombianos, entre Fuerza Pública y civiles, que han sufrido el horror de un enemigo invisible, de las minas antipersonal y de los artefactos explosivos improvisados, utilizados como método de guerra”. Asimismo, Molano dijo que hay “403.352 miembros de la Fuerza Pública, víctimas de crímenes de guerra, por parte de las extintas Farc, que son parte de las más de 9 millones de víctimas que ha dejado el conflicto y la confrontación en Colombia en las últimas décadas”.

Al conocer de la presentación de otro documento por parte de excombatientes, el ministro saltó a la defensa de la Fuerza Pública, manifestando que entregar el mencionado informe “es la mata del descaro”. Según Molano, lo que estarían buscando es que “los victimarios”, como se refirió a los exfarc, se presenten como víctimas “cuando lo que tienen que hacer es reconocer sus responsabilidades para los más de 9 millones de víctimas en Colombia”, sostuvo.

Lea aquí: “No había forma de ser LGBTI y salir ileso en las Farc”: Colombia Diversa

De igual manera, el alto funcionario dijo que “no se le puede olvidar al país que las ex Farc, no solo usó armas no convencionales, sino que a las minas les incluyeron tuercas, tornillos, vidrio y hasta material fecal, para agravar las heridas y afectar la vida y la integridad de los héroes de la Patria”. Con esto, recordó que ya le han pedido a la JEP desde el Gobierno Nacional abrir un macrocaso en el que se traten crímenes de guerra de la extinta guerrilla contra las fuerzas armadas.

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar