22 Nov 2021 - 11:59 p. m.

En un mes han sido incautados 5.000 kilos de comida en mal estado en Bogotá

Equipos de salud pública de la ciudad han decomisado también cerca de mil litros de licores. Estas intervenciones hacen parte de la preparación del Distrito para las festividades de fin de año.
Las autoridades también ha realizado jornadas pedagógicas a consumidores y vendedores para evitar malas prácticas que pongan en riesgo la salud de los bogotanos.
Las autoridades también ha realizado jornadas pedagógicas a consumidores y vendedores para evitar malas prácticas que pongan en riesgo la salud de los bogotanos.

La Secretaría de Salud ha realizado, entre octubre y noviembre, alrededor de 360 operativos de inspección, vigilancia y control en diferentes establecimientos de la capital que distribuyen alimentos y bebidas alcohólicas para verificar si cumplen con las normas sanitarias.

En estas inspecciones, las autoridades decomisaron más de 5.200 kilogramos de alimentos en mal estado que no cumplían con las medidas de conservación necesarias, estaban adulterados y, entre otras causas, incumplían con las medidas mínimas para su comercialización.

Lea también: Contaminación del aire en Bogotá volvió a niveles prepandémicos, según informe

En cuanto a bebidas, las autoridades sanitarias han incautado cerca de 1.320 litros de licores cómo cervezas, vinos y otras bebidas no alcohólicas agua envasada, gaseosas y néctares, que también presentaban ciertas irregularidades en su empaque y conservación. En particular, las autoridades señalaron que el licor adulterado en pequeñas cantidades puede causar efectos nocivos como daño renal, ceguera irreversible y alteraciones neurológicas severas, entre otras.

Según las autoridades estas inspecciones buscan que se fortalezca el cuidado de los habitantes de Bogotá ante el riesgo de consumir comida en mal estado durante las festividades de fin de año. Estos operativos de la Secretaría de Salud continuarán en sitios como plazas de mercado, tiendas minoristas, supermercados, panaderías, expendios de carne, de bebidas alcohólicas, restaurantes, entre otros. Además, se realizarán jornadas pedagógicas a consumidores y vendedores para evitar malas prácticas que pongan en riesgo la salud de los bogotanos.

Podría interesarle: Los apretados tiempos del POT de Claudia López

El Distrito hace un llamado en particular a la ciudadanía a intensificar las medidas de protección al momento de comprar y consumir alimentos, con el lavado de manos y las superficies de manejo de la comida, y en establecimientos de confianza. También está habilitada la Línea 123 para denunciar a establecimientos comerciales que puedan estar comercializando productos de dudosa procedencia.

Comparte: