27 Aug 2021 - 10:03 p. m.

Por diagnóstico tardío, a mujer le amputaron uno de sus dedos y debe ser reparada

La decisión es del Consejo de Estado que estudió una demanda de reparación que interpuso una pareja en la que denunciaron que la mujer perdió uno de sus dedos de la mano derecha por diagnóstico tardío de su enfermedad.

En 2006, María Romero, llegó de urgencias al hospital San Antonio Cisneros, en Antioquia, por una infección en el dedo del medio de la mano derecha. El diagnóstico inicial fue un absceso que se trató con antibiótico durante un poco más de un año. Lo que no esperaba la mujer es que allí empezaría una seguidilla de percances en su salud que culminaron no solo en la pérdida de su dedo sino en irse a los estrados judiciales a través de una demanda de reparación de la que salió victoriosa.

Durante ese año, Romero tuvo infección en su dedo, cuadros de diarrea, aparición de hongos y hasta una enfermedad respiratoria que fue atendida en su lugar de residencia. Aunque no todos los padecimientos se relacionaban con la infección en su dedo, de alguna forma, terminaban medicándola para erradicar la infección que le costó cientos de exámenes para determinar el motivo por el cual tuvo esa patología.

Lea aquí: Procuraduría pide perdida de investidura para exsenador condenado Eduardo Pulgar

El detonante de todo su caso empezó durante la última consulta a la que asistió por un cuadro de diarrea y dolor lumbar muy fuerte. Además de atender dichos padecimientos, el personal médico remitió a Romero a la especialidad de dermatología para que finalmente le revisaran el impase que tenía con su dedo. Con lo que no contaba la mujer es que dicha remisión no la cubría su EPS.

Con este antecedente, para agosto de 2007, Villada presentó una acción de tutela contra la Dirección Seccional de Salud de Antioquia con el fin de que le autorizaran la remisión a dermatología. Un juzgado de familia le dio la razón y finalmente la entidad generó una remisión para esa especialidad. Con base en los análisis el resultado médico fue un cáncer de piel o melanoma maligno. Con el diagnóstico el equipo médico determinó amputar el dedo con el fin de que la enfermedad no se expandiera hacia su brazo.

Lea también: Ratifican condena contra la Nación por crimen de periodista

Sin su dedo y con un diagnostico tardío, Romero emprendió una batalla judicial. El Tribunal Administrativo de Antioquia resolvió condenar a la Dirección Seccional de Salud y absolver al hospital San Antonio Cisneros. En su decisión dijo que la entidad demandada tardó cinco meses en autorizar la remisión para que la mujer fuera atendida en el área de dermatología. En su defensa y como recurso de apelación, la Dirección Seccional dijo que la entidad no es una institución de prestación de servicios de salud por lo que el daño no le es imputable. Además, señaló que pasaron un poco más de 11 meses para que Romero fuera remitida a la especialidad que finalmente le reportó su diagnóstico.

El caso llegó al Consejo de Estado y allí se ratificó la condena. El alto tribunal tuvo en cuenta, entre otras cosas, que Romero padeció perjuicios morales por “los sufrimientos, dolores recibidos en su humanidad, daño estético de la mano derecha, preocupación ante lo que pensaba una complicación mayor, angustia, zozobra, rabia e impotencia”.

Contexto: Confirman condena contra la Nación por asesinato de diputado de la UP

“La Sala considera que la demora en la que incurrió la Dirección Seccional de Salud de Antioquia causó que la víctima directa careciera de una información oportuna respecto de su estado de salud, lo cual, visto el desenlace, generó sentimientos de angustia, impotencia y preocupación que deben ser reparados”, dijo la providencia.

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.

Comparte: