23 Jan 2020 - 9:07 p. m.

Empieza a crecer nuevamente la vegetación en Australia tras devastadores incendios

La temporada de incendios forestales está siendo especialmente dura este año en Australia debido la sequía, alimentada sobre todo por el cambio climático. Desde septiembre, una superficie de más de 100.000 km2 ha sido devastada por las llamas, más de 2.000 casas han sido destruidas y 1.000 millones de animales han perecido en los incendios. Sin embargo, en medio de la desolación del paisaje se ha visto también el crecimiento de plantas nativas entre los matorrales que fueron destruidos por los incendios. Fotos: EFE

El Espectador

Comparte: